Como vienen haciendo a lo largo de su gira de presentación de "Firepower", los británicos siguen desempolvando varios clásicos en sus conciertos para sorpresa de sus seguidores.

Otro clásico olvidado en directo

El pasado 27 de enero en el Zénith de París, Francia, Judas Priest interpretó la canción “Killing Machine” en directo por primera vez desde 1978. Muchos asistentes a dicho show, grabaron el momento de esta descarga. “Killing Machine” es la canción principal del quinto álbum de estudio de Judas Priest, que para su lanzamiento en Estados Unidos fue retitulado como “Hell Bent for Leather”.  Fue el último álbum de estudio de la banda con el batería Les Binks.

Durante la gira “Firepower” (puesto a la venta en marzo de 2018) por Estados Unidos del año pasado, el set de Judas Priest incluyó rarezas como “Running Wild”, “Bloodstone” y “Tyrant”, además de “Saints In Hell”, que nunca antes la habían tocado en vivo.

Recordando “Killing Machine”

El que fuera guitarrista de Judas Priest, K.K. Downing, hace poco hablaba en una entrevista de sus recuerdos de “Killing Machine”. Según Downing  fue el álbum que preparó a la banda “para el gran cambio que estaba por venir, ayudado enormemente por el éxito de la canción ‘Take On The World'”. A partir de este trabajo la popularidad  de la banda británica comenzó a subir como la espuma.  “Y este álbum de preparación previa para el oportuno ‘British Steel’ jugó un papel crucial en lo que iba a ser la consolidación única de Judas Priest y el heavy metal”, sentenciaba K.K. Downing. Añadiríamos que este disco definió el uso del cuero y las tachas metálicas tanto de la propia banda como la del género heavy metal.

Para dar hincapié en la nueva imagen de la banda, el artista Roslav Szaybo colocó un casco de motociclista de cuero sobre la cabeza de un maniquí usando unas gafas de sol quebradas y cubiertas de sangre. Esta imagen iba en clara referencia al aspecto de la banda. Fue una de las causas por las que Columbia decidió cambiar el título a “Hell Bent for Leather”.