La banda estadounidense se ha tomado un largo de descanso en lo que a giras de refiere, pero este año vuelve a retomar su actividad.

Después de una temporada de descanso

Butcher Babies ha estado una buena temporada tomando un más que merecido descanso. Fuera de la carretera y de los escenarios, la banda estadounidense ha estado trabajando en el sucesor de ‘Lilith’ de 2017, y de todo ello y de sus próximos planes habla su vocalista Carla Harvey con “Scandalous Podcast”.

“Estamos a punto de anunciar muchas cosas”, anunciaba la cantante. “Pero tenemos muchas cosas este año. Estamos muy emocionados”. Creo que tomar un descanso de casi un año fue algo bueno para todos de diferentes manera. Para mí, me dio la oportunidad de volver a conectarme conmigo mismo, de construir mis relaciones. Porque cuando te vas tanto tiempo de gira, no ves a tu pareja. Es una vida muy difícil, a menos que estés constantemente con tu pareja en la carretera. Es difícil mantenerse conectado. Así que pude reinvertir en mi vida personal, lo cual es algo fantástico, y de esa manera, puedo volver a viajar con una buena actitud”.

La evolución lírica y musical

En esta entrevista, Harvey también habló de la evolución musical y lírica de la banda en los siete años que han pasado desde el lanzamiento de su disco debut ‘Goliath’ de 2013.

“Creo que todos nuestros trabajos tienen un elemento de narración”, relataba la vocalista. “Siempre contamos historias y hablamos de experiencias personales. Somos muy abiertos líricamente cuando escribimos. Creo que, obviamente, la principal diferencia con ‘Lilith’ fue que teníamos un nuevo batería, probamos diferentes estilos que antes no estábamos abiertos a probar, y fue genial. Había un elemento sexual en ‘Lilith’ que no habíamos explorado antes. Es maravilloso y sexy. Y creo que eso fue una gran diferencia. La letra es muy sexual. Siento que acabamos de abrirnos más puertas con ese álbum”.

“Algunas de las letras de nuestro primer álbum fue material que habíamos escrito incluso cuando éramos adolescentes”, explicaba Harvey, que añade que las formas de componer de cada trabajo ha sido diferente. ‘Take It Like A Man’ de 2015 fue creado en su mayoría en la carretera, mientras que para ‘Lilith’ “tuvimos más tiempo para sentarnos juntos y escribir extensamente”.