El vocalista de Iron Maiden confiesa en un popular programa británico que Ian Gillan siempre ha sido su referente, y recuerda varias anécdotas junto al cantante de Deep Purple.

No es la primera vez que el cantante de Iron Maiden, Bruce Dickinson, idolatra de forma pública a Ian Gillan. En una aparición reciente en un programa de la BBC, Dickinson rememora sus primeros encuentros con el vocalista de Deep Purple.

Cuando Bruce Dickinson conoció a Ian Gillan

Bruce Dickinson fue el invitado destacado en el programa de la BBC “The Rock Show With Johnnie Walker” durante la sección “Rock God”. El cantante de Iron Maiden eligió al frontman de Deep Purple, Ian Gillan. Su respuesta tenía su historia, ya que siendo un adolescente escuchó “un ruido que salía por la puerta de alguien. Pensé ‘¿Qué diablos es eso?’ Y era ‘Speed ​​King’ de Deep Purple de ‘In Rock’, y eso fue lo que me hizo empezar”.

“Habiendo dicho todo esto, conocí a Ian Gillan. No solo lo conocí, de hecho fui de gira con él cuando estaba en una banda llamada Samson. Estaba en un estudio. Hicimos un álbum en el estudio de Ian Gillan”, sigue relatando Dickinson. “Todos estuvimos en el pub y tomamos algunas pintas. Entró mi dios Ian Gillan y dijo: ‘Oye, qué gran vocalista. ¿Quién es el cantante?’ En ese momento, sentí la repentina necesidad de vomitar. Salí corriendo de la habitación, vomité durante unos 45 minutos en el baño y entró mi ídolo pateando la puerta. Me dijo: ‘Vamos, amigo. Vamos a limpiarte con una toalla’. Me metió en un taxi y me envió a casa. Nunca lo he olvidado, y él tampoco me ha dejado olvidarlo”.

Este capítulo de su vida también lo deja por escrito en su autobiografía ‘¿Que hace este botón? Una autobiografía (What Does This Button Do?)’, que se publicó en octubre de 2017.