Los asistentes al concierto de Alter Bridge en París se llevaron una grata sorpresa cuando el vocalista interpretó esta versión de Leonard Cohen que popularizó Buckley.

Homenaje a Jeff Buckley

El pasado 9 de diciembre dentro de su actual gira por Europa, Alter Bridge actuó en el L’Olympia de París, Francia, un lugar muy especial para los miembros de la banda ya que fue donde se grabó el histórico álbum en directo de 2001 de Jeff Buckley. A modo de homenaje el vocalista Myles Kennedy interpretó una versión de “Hallelujah” de Leonard Cohen, famosa también por la versión que hizo Buckley, en la guitarra Telecaster de 1983 de Jeff.

Antes de la presentación, Kennedy dedicó la canción a Buckley declarando que el artista era “probablemente una de mis mayores influencias” y afirmando  que “tenemos una gran deuda” con Jeff, quien murió trágicamente en mayo de 1997, ahogado de forma accidental a los 30 años.

Influencia de Myles Kennedy

No es la primera vez que Kennedy se ha rendido a la figura de Jeff Buckley. En una entrevista para Music Radar a comienzos de este mismo año reconocía que “Jeff fue una figura musical tan importante en mi evolución, especialmente a principios y mediados de los 90. No me malinterpreten, me encantaba lo que estaba sucediendo en Seattle. Yo soy del noroeste del Pacífico y estoy muy orgulloso de todas esas bandas y de cuánto aportaron a la música, pero en esa etapa de mi desarrollo, estaba tratando de descubrir cómo integrar el blues y el rythm and blues en lo que estaba haciendo para buscar mi propio sonido”.

La voz de Buckley es lo que le sorprendió al vocalista de Alter Bridge, ya que tenía “una calidad emotiva en su voz que realmente me atrajo. Tenía este sonido angelical que no había escuchado en muchos cantantes. Usó mucho falsete, la voz suave casi más de un lado femenino, que pensé que era interesante. Él tenía ese poder en su registro. […] Fue su sentido de la dinámica y ese control general sobre su voz lo que realmente me atrajo. ‘Grace’ es un álbum realmente brillante. Creo que nos robaron un gran talento”.