Dentro de unas semanas se cumplirá el primer aniversario de la muerte del vocalista brasileño André Matos. El guitarrista de Sepultura le recuerda.

André Matos, vocalista de varias bandas brasileñas como Viper, Angra o Shaman, falleció el 2 de junio del pasado año después de sufrir un ataque al corazón. Tenía tan solo 47 años. Muchos artistas de su país, como Andreas Kisser de Sepultura, lo recuerdan.

Andreas Kisser no olvida a André Matos

Dentro de poco más de un mes, se cumplirá el primer aniversario de la muerte del cantante brasileño Andrés Matos. No es necesario una efemérides para recordarlo, y no son pocos los artistas que se acuerdan del vocalista de Viper, Angra o Shaman. Durante una nueva entrega de la sesión “SepulQuarta” de Sepultura la semana pasada, el guitarrista Andreas Kisser reflexionaba sobre el fallecimiento de André Matos.

“André fue un gran amigo y una gran inspiración”, rememoraba Kisser.“Recuerdo Viper, su primera banda. Somos de la misma ciudad  y Viper fueron los pioneros del heavy metal en Brasil, especialmente André Matos, con su posición de líder. Por supuesto, inspirados por Iron Maiden, como todos nosotros, entre otras bandas, pero especialmente Iron Maiden. Sin olvidar su habilidad y capacidad de tocar sus instrumentos para ese tipo de música, que no era fácil”.

 “André siempre fue una gran inspiración”, continuaba contando el guitarrista de Sepultura. “Tuve el privilegio de tocar con él muchas veces. También vino a mi programa de radio varias veces. Nos respetábamos mucho. Era un gran tipo, muy inteligente, muy inspirador, siempre inspiraba. Y para Eloy, por supuesto. André Matos fue el primero que le dio a Eloy – Casagrande, batería de Sepultura –  una oportunidad para estar en una banda, recorrer el mundo, grabar y todo. Y por supuesto, sé que Eloy está muy agradecido por eso“.

“Es una gran pérdida. No hay artista como André Matos que fuera tan completo. Él podía hablar tres o cuatro idiomas. Él podía tocar muchos instrumentos”, añadía el artista brasileño. “De todos modos, lo vamos a echar de menos siempre. Pero al mismo tiempo, tenemos que estar muy agradecidos de haber tenido el privilegio de conocerlo y tener esta interacción con él también”.