Metallica, Black Sabbath, Iron Maiden, Kiss, Aerosmith, Def Leppard, ZZ Top, Ozzy Osbourne, Guns N' Roses, Manowar... esta larga lista de artistas internacionales es quien sostiene hoy por hoy el puesto de cabeza de cartel en los festivales de rock y metal más importante del mundo. El problema que existe en esto es que cuando la mayoría de estos grupos llevan ya más de 30 años en activo, lo más lógico es que sus carreras estén a punto de fenecer, y aunque, como se suela decir, su música perdure toda la eternidad, la presencia de este tipo de grupos en vivo no se sustituye así como así. Por este motivo, sea en 10/15/20 años, la mayoría de estas bandas ya no estarán en activo, y alguien tendrá que ocupar ese puesto de headliner en los eventos más importantes, ¿no? Estos son los grupos que parece que tienen más posibilidades de llegar a ese puesto de las "nuevas generaciones" en comparación con los anteriores (algunos como Slipknot o System Of A Down no se encuentran en la lista porque son una realidad desde hace mucho).

Avenged Sevenfold

Ya les hemos visto como cabeza de cartel en España, concretamente en el Download Festival Madrid 2018, en el cual se confirmó que serían los que comandarían la primera jornada una vez se diluyó la posibilidad de incluir a otra banda más grande en ese puesto. El recorrido de la formación norteamericana ha sido muy diverso en cuanto a los estilos musicales que ha abarcado, ya que en sus inicios tenía tintes más cercanos al punk y en la actualidad llevan a cabo una especie de metalcore progresivo con la entrada de Brooks Wackerman (con transiciones que les han llevado a pasar por distintas ramas del metalcore e incluso a hacer alguna canción que ha parecido una versión de Metallica con “This Means War”, clavada a “Sad But True”).

La producción que llevan en directo, plagada de fuego, hinchables gigantes y proyecciones en pantallas apoyan a que las canciones de Avenged Sevenfold, fácilmente coreables y populares entre el público de las generaciones más jóvenes, se conviertan en una de las alternativas más sólidas para la siguiente hornada de cabezas de cartel una vez caigan los bastiones principales del heavy metal.

Gojira

Los franceses han crecido como la espuma en cuestión de 5 años. De ser una de las bandas pequeñas que se podía encontrar en escenarios secundarios de festivales como el Sonisphere 2012 a conseguir convertirse en uno de los directos más valorados de eventos como el mismísimo Resurrection Fest 2016, el grupo ha claudicado una evolución en la cual se aprecia un crecimiento de su base de fans y, por consiguiente, de las escuchas de su música, la cual ha ido conquistando a mucha gente que desconocía la existencia de Gojira.

Su presencia en eventos de gran índole no ha sido hasta ahora la que conlleva el mayor protagonismo, pero si cabe destacar que en una cantidad considerable de conciertos que mueven cantidades amplias de masas o festivales importantes han contado con su presencia como líderes de lo que se podría llamar “segunda línea”. Entre estos ejemplos se puede aludir al concierto de Iron Maiden en Madrid en 2018 o festivales de toda Europa, donde también se incluye España con el mencionado Resurrection Fest o el Download Festival Madrid.

Volbeat

Los daneses, prácticamente apadrinados por Lars Ulrich por compartir nacionalidad, tienen un estilo muy particular que no se halla en apenas ninguna banda de la escena metalera. Una mezcla de los riffs más cañeros de Metallica junto al toque rockero de Johnny Cash podría resumir en cierto sentido la música que realiza Volbeat, que con este rollo tan particular han conseguido llegar a una cantidad de gente grande que ha acogido sus temas con los brazos abiertos.

Su protagonismo ha ido creciendo con el tiempo en grandes eventos. Los festivales tienen a los de Dinamarca como una de las alternativas más atractivas para ir llenando su escenario principal antes de los cabezas de cartel. Esto también ha sucedido en conciertos de mucha afluencia como Guns N’ Roses en Barcelona, que contó con Volbeat como telonero en su actuación de 2018. ¿Será capaz de dar el paso definitivo en unos años para encabezar los festivales más importantes el grupo? Solo el tiempo lo dirá. Se le achaca un toque demasiado repetitivo en sus canciones que las hace parecer similares a muchas de ellas, pero eso no parece importarle a los miembros de la banda, por lo que también habrá que comprobar cómo avanza su discografía en los próximos años.

Arch Enemy

En cuanto a grupos liderados por mujeres, el primero que mencionamos que puede encontrarse en esa pomada para ser líder de los festivales de más relevancia unos años, cuando los capos de la escena hayan caído por edad o por las circunstancias de la vida (la muerte), es Arch Enemy. La renovación que hubo en la voz tras la salida de Angela y la entrada de Alissa a su puesto y la dirección que han llevado en el ámbito musical y discográfico ha permitido que se produzca un boom con el grupo en los últimos años que ha hecho que la atención se centre más en la formación sueca.

De ser uno de los grupos “del montón bueno” a ser uno de los codiciados a la hora de aparecer confirmaciones de los festivales hay varios pasos, y Arch Enemy ha sabido cómo darlos. El tema es, ¿el crecimiento de este grupo llegará a cotas más altas de éxito? ¿El hecho de tener como frontwoman a Alissa puede ser determinante a la hora de subir en el escalafón? Todo son incógnitas, pero lo que está claro es que el crecimiento de la banda en el panorama se ha disparado en los últimos años, ergo esa posibilidad existe, sea mayor o menor.

Sabaton

La tribuna más metalpaquera tiene sus ídolos preparados para entrar al campo una vez se retiren definitivamente los Scorpions, Ozzys, Maidens y Judas de la escena. Sabaton es el heredero de este movimiento más clásico del heavy y el power metal han encontrado la horma de su zapato con los suecos. Desde 1999, la imagen bélica dela banda se ha estabilizado sobre unos cimientos entre los que se hayan la indumentaria, la temática de sus canciones e incluso la escenografía con la que el grupo cuenta en muchas de sus actuaciones, donde se pueden encontrar desde pequeñas llamas hasta un tanque en el que se incrusta la batería.

En su país, Suecia, han llegado a encabezar un festival que lleva su propio nombre y que cuenta con multitud de artistas de primer nivel, pero lejos de las fronteras de su país, su éxito no ha sido tan mayúsculo como para poder ser el cabeza de cartel de un festival grande de Europa. Una de las ocasiones donde hubo amago de esto sucedió en España y fue en el Resurrection Fest 2017, donde compartió este puesto junto a Rancid, pero la afluencia de público ese año al evento de Viveiro fue gracias a Rammstein, no tanto por Sabaton (ni mucho menos).

Ghost

El lavado de cara que ha sufrido Ghost en los últimos tiempos y todas las disputas internas no han sido elementos que hayan hecho mella en el crecimiento del grupo, sino que se han sabido dejar a un lado “cara a la galería”, y se puede afirmar que a día de hoy la banda vive el momento más popular de su carrera. Con Tobias Forge al frente, Ghost se ha convertido casi en un concepto. La consonancia entre una imagen y un estilo musical se ha ido puliendo a lo largo de los años. Nunca nadie asociaría las canciones que toca la formación a la indumentaria que lleva puesta, pero con los años han conseguido que la gente ya asocie una serie de características a Ghost únicamente con citar su nombre.

A pesar de que su papel ha sido parecido en los festivales en los que ha estado, por ejemplo, en España, donde se pudo ver a los suecos tocar justo antes de Iron Maiden en el Sonisphere 2013 o como uno de los dos cabezas de cartel (junto a Stone Sour) del Resurrection Fest 2018, la relevancia que han adquirido en la escena ha superado las expectativas de muchos de forma exponencial, lo que puede ser indicativo de que este es un paso dentro de su ascenso a la cumbre del rock y metal mundial. De ese modo, se convertirían en una alternativa real, pero para ello hay que ser capaz de vender muchos tickets, y Ghost no ha llegado a ese punto todavía.

Lamb Of God

En el apartado más groove, a una de las bandas que se le ha considerado (salvando las distancias) como una de las herederas naturales de Pantera ha sido a Lamb Of God. Los norteamericanos suelen ser codiciados cada vez que acuden a Europa, pero todavía no se han ganado el rol de cabeza de cartel en ningún festival, sino que permanecen en esa segunda línea citada anteriormente.

En su última visita dentro de su tour europeo (y en el resto del mundo también), han sido los teloneros de Slayer en su gira de despedida por encima de otras grandes y míticas formaciones del thrash metal mundial como son Anthrax, Obituary o Testament. Su paso por España dio que hablar ya que obtuvo alabanzas pero también bastantes críticas. De lo que no cabe duda es de que su presencia en el cartel junto a Slayer y compañía ayudó a vender muchas entradas. El Resurrection Fest 2019 ha confirmado a la banda norteamericana en sus filas, así que veremos qué rol tiene finalmente, pero todo apunta a que, de momento, permanecerá en esa segunda línea. Veremos en el futuro si dan el salto.

Parkway Drive

Una banda que ha aparecido en la palestra como firme candidata a ser de las que encabecen los festivales en los próximos años sin ápice de duda es Parkway Drive. Después de realizar shows muy contundentes en formato sala, donde llenan cada vez que acuden a cada ciudad, su gira de festivales 2018 ha dejado claro el potencial que poseen los australianos en concierto. Sus directos en eventos como Graspop, Novarock u otros festivales europeos con su producción completa han dejado boquiabiertos a los asistentes a sus actuaciones, y esto puede ser el principio de una gran trayectoria a lo grande.

Sus últimos trabajos de estudio han servido para dejar unos cuantos trallazos que no fallan en directo, los que unidos a los clásicos anteriores de la banda han hecho que hasta en shows donde no gozaban de todo su espectáculo desplegado (como sucedió en el Download Festival Madrid 2018) se considerase el concierto de Parkway Drive como uno de los mejores del festival y del año. En 2019 serán parte del Resurrection Fest y vendrán por primera vez a España con toda su producción, por lo que de ese modo se podrá comprobar de manera única cómo es el tope al que puede llegar la banda australiana hoy por hoy, el cual se prevé muy alto.

Bring Me The Horizon

Entre las nuevas generaciones de fans de los estilos más extremos, uno de los que más ha destacado desde sus inicios ha sido Bring Me The Horizon, que con Oliver Sykes a la cabeza se ha convertido en uno de los referentes más importantes de toda esa escena que comprende el hardcore/metalcore/post-hardcore. Estos estilos, que tanto éxito tienen mayoritariamente entre los jóvenes, son los que supuestamente llevarán consigo el relevo generacional de la mano, esa transición del heavy metal más clásico a otros sonidos que pueden tener mayor cabida y mejor recepción entre nuevos aficionados a la música de esta escena.

A pesar de la gran cantidad de detractores que tiene el grupo por los cambios de estilo musical que ha practicado en sus últimos lanzamientos, todos los grupos grandes han tenido sus haters: véase Metallica, Guns N’ Roses, etc. Lo que está claro es que, dentro de este mundillo, los que probablemente tengan más éxito y del mismo modo más opciones de crecer hasta cotas de encabezar un festival son Bring Me The Horizon, por lo que “la esperanza joven” está por demostrar cuál es su límite.

Alter Bridge

El rock y metal alternativo también forma parte de aquello que puede ser un relevo real dentro de unos años en la escena. Dentro de este mundillo, las bandas norteamericanas son las que suelen copar de artistas este estos estilos, y dentro de este círculo alternativo, los que tienen más seguidores en Europa son probablemente Alter Bridge, ya que son los que más suelen girar por el continente y han sentado cátedra a lo largo de los años merced a sus trabajos de estudio y a sus conciertos.

Aún no han encabezado ningún festival, pero sí han sido un gran atractivo de esa segunda línea, y cada vez que están de gira suelen conseguir colgar el cartel de no hay billetes, lo que certifica el éxito de la formación. Su competencia en este sentido serían otros grupos como Halestorm, Godsmack, Nickelback, Black Stone Cherry, Sevendust… pero los que mejor han sabido adaptarse al mercado si analizan sus pasos es la banda liderada por Myles Kennedy y Mark Tremonti, cuyo bastión principal fuera de Estados Unidos se encuentra, sin lugar a dudas, en Londres, donde han llenado todos los recintos donde han tocado, algunos de dimensiones muy grandes como Wembley.

Avantasia

En Alemania son una eminencia. Son capaces de poner Wacken patas arriba con sus conciertos, pero la carrera es larga y no todo se centra en un solo festival local (el más grande del mundo en cuanto a metal se refiere). Avantasia, con Tobias Sammet a la cabeza, ha sabido ganarse a los aficionados del power metal y de otros estilos similares con la música que llevan a cabo, plagada de orquestaciones y, sobre todo, de colaboraciones del más alto nivel. Michael Kiske (Helloween), Eric Martin (Mr. Big), Sharon den Adel (Within Temptation), Jorn Lande (Masterplan), Bob Catley (Magnum) o Klaus Meine (Scorpions) entre muchos otros artistas famosos han formado parte de este proyecto (sea en estudio, en directo o ambas facetas), y eso, como se suele decir, le proporciona caché.

El paso de sus giras por España se puede contar fácilmente con los dedos de una mano, y es que no se han prodigado en exceso por nuestro país. Desde su visita en el Sonisphere 2013, cuando visitaron por primera vez las comunidades de Madrid y Barcelona, sus conciertos se han traducido en éxitos flagrantes de asistencia, pero, como hasta ahora todos sus predecesores en esta lista, sin superar aforos de grandes masas, sino que han llenado Razzmatazz o La Riviera en dos ocasiones. Son el relevo natural de y prácticamente presente en el power metal y el metal sinfónico, pero la cantidad de público de este estilo quizás no es tan elevada como para ser cabeza de cartel de un gran festival.

Nightwish

Cerrando esta lista tenemos otra banda liderada por una mujer, en este caso, Floor Jansen. Después de los cambios de formación que ha tenido a lo largo de su trayectoria, otro grupo que se ha convertido en estandarte del metal sinfónico en todo el mundo es Nightwish. Encabezaron el Leyendas del Rock 2018, lo que ya le da crédito para otras citas en las que se congregue más gente como público, y en su gira por España cosecharon un alto número de asistentes en los directos de Madrid, Barcelona y Bilbao.

Con Nightwish puede suceder un poco como con Avantasia. Su éxito se centra en algunos países europeos, no en todos, y eso puede hacer que no llegue a triunfar por igual con cantidades de personas tan amplias como se espera en ciertos eventos. Su producción ha crecido con el paso de los años y el fuego y la ornamentación no se escapan de sus actuaciones, por lo que cuentan con las características para llegar más alto según avancen los años.

Es complicado llegar a cotas de éxito tan altas como las de los mastodontes del metal, pero, aunque no se lleguen a esas cifras de escuchas, venta de entradas y de merchandising… ¿podrá continuar la escena metalera sin verse resentida?

Dani Bueno

Dani Bueno