La legendaria banda de rock británico les abrió el camino a Metallica después de una de las etapas más duras de su carrera.

Rolling Stones: decisivos en la salvación de Metallica

El comienzo del nuevo milenio no fue una época fácil para Metallica. Todos conocemos los problemas que estaban sufriendo los de San Francisco antes de la grabación y publicación de ‘St. Anger’. Llegaron a un punto en el que se dudó de la continuidad de la banda. Por suerte para sus seguidores Metallica siguió adelante hasta el día de hoy. Lars Ulrich reflexiona sobre aquella etapa en una entrevista con The Sun y reconoce que los Rolling Stones fueron clave para que la banda volviera a retomar fuerzas. Una invitación para girar con la legendaria banda británica liderada por Mick Jagger y Keith Richards, les sirvió mucho a Ulrich y sus compañeros.

“Ese período de 2004 no fue fácil para nosotros y, desde entonces, hemos aprendido dónde están los límites y nuestros puntos de ruptura. Esa fue la última vez que tuvimos un verdadero descanso. No hemos parado en los últimos 14 años, pero desaparecimos durante aproximadamente un año. […] Los Rolling Stones nos llamaron y nos dijeron que fuéramos a tocar algunos shows con ellos en California, y acordamos que no le podíamos decir que no a Stones, así que eso fue todo”, recordaba el batería danés.  “Nos dieron la forma de comenzar de nuevo. Formes parte de un equipo en una oficina o de un grupo de tíos en una banda de rock and roll, en algún momento la gente tiene que descubrir cómo llevarse bien y trabajar como equipo.”

Aunque la influencia de los Rolling Stones fue grande en el aspecto anímico, Ulrich también deja claro los logros de la banda para continuar con su carrera: “Si no te importa, es más fácil alejarse, pero afortunadamente nos preocupamos lo suficiente por Metallica en nombre de nosotros mismos y de los fans para encontrar una manera de hacer que funcione. Estoy feliz de haberlo hecho”.