Ya sabemos porque Pentagram se vieron obligados a tocar en varios conciertos sin su vocalista y a cancelar sus fechas en Europa.

El cantante de Pentagram, Bobby Liebling, ha sido declarado culpable por los cargos de “Abuso y negligencia de la custodia de un adulto vulnerable”, según los documentos de los juzgados publicado en la web de la Judicatura de Maryland.

Como bien recordaréis, en la pasada primavera, las leyendas del doom metal tuvieron que hacer un puñado de conciertos sin su líder después de ser arrestado por estos cargos. También se vieron obligados a cancelar su gira por Europa, que incluía una cita en nuestro país dentro del pasado Resurrection Fest.

Los documentos judiciales fueron desvelados por MetalSucks:  Liebling ha sido sentenciado a 18 meses en el Centro de Detenciones del Condado de Montgomery, menos el tiempo que ya ha permanecido arrestado.

Tras su liberación, Liebling estará en libertad condicional durante tres años. Aunque no se ha divulgado oficialmente, se cree que la víctima de dicho maltrato es la madre de Liebling, que tiene 87 años.