El vocalista de la banda italiana ganadora de Eurovisión, se ofreció de forma voluntaria a someterse a un test antidrogas después de unas imágenes extrañas.

No pasaron por alto unas imágenes que suscitaban polémica durante las votaciones de la pasada edición de Eurovisión. El cantante del grupo italiano Måneskin, Damiano David, fue grabado en directo haciendo un gesto raro sobre la mesa y  las redes se hicieron eco al instante levantando las sospechas de fue pillado consumiendo drogas. El propio David explicó durante una rueda de prensa posterior a ganar el concurso este año que estaba mirando unos trozos de cristal de un vaso roto y se ofreció de forma voluntaria a someterse a un test antidrogas. La organización le tomó la palabra y ha dado a conocer los resultados.

Damiano David de Måneskin se sometió a un test antidrogas

La organización de Eurovisión quiere dejar zanjado las sospechas de que Damiano David, vocalista de Måneskin, estuvo consumiendo drogas durante la gala tal y como reflejaba de forma sospechosa ciertas imágenes.

“Según lo solicitado por la delegación italiana, se ha llevado a cabo una revisión exhaustiva de los hechos, incluida la comprobación de todas las imágenes disponibles. El cantante principal de la banda Måneskin también se ha realizado voluntariamente una prueba de drogas hoy, que ha dado un resultado negativo visto por la UER (Unión Europea de Radiodifusión)”, publican.

“No hubo consumo de drogas en la Green Room y damos por cerrado el asunto”, sentencian en su comunicado, al mismo tiempo que le da la enhorabuena de nuevo por su victoria en esta edición de Eurovisión con su canción “Zitti e buoni”.

En busca de la polémica

Después de esas extrañas imágenes y su victoria, los miembros de Måneskin estuvieron sometidos a un gran juicio mediático. Durante la rueda de prensa, el cantante Damiano David aseguró con un tono serio que no es consumidor de drogas y pidió claridad con este asunto. La televisión pública italiana RAI también ha mostrado su apoyo a la banda y ha calificado la polémica de absurda. Sin querer desviar el tema reiteran su satisfacción por la “gran victoria inequívoca” en el evento celebrado el pasado 22 de mayo en Róterdam.

Pero no han sido pocos los medios que han buscado cierta polémica con estas imágenes. Sin ir más lejos, uno de los primeros en hacerlo fue el ministro francés Clément Beaune, que reclamaba  “transparencia total” sobre si el cantante italiano había consumido drogas y recordaba que el reglamento recoge la descalificación por ello. Francia quedó en segunda posición en esta edición de Eurovisión con la canción “Voilà” de Barbara Pravi. La artista francesa sí que mostró su apoyo a Måneskin  y se deshizo en elogios por su gran actuación.