Joey Tempest, vocalista y líder de Europe, es uno de los iconos más importantes de la escena del rock merced a todos los años de trayectoria y éxitos cosechados en el ámbito musical.

Con motivo de su reciente gira en España, que ha pasado por Bilbao, Zaragoza y Madrid, pudimos charlar en esta última ciudad con el legendario Joey Tempest para charlar acerca de la situación actual de la banda y de algunas anécdotas alrededor de su historia, sin olvidarnos, obviamente, del mítico “The Final Countdown”, del cual debíamos hablar en esta entrevista a Europe.

‘Wall The Earth’ ronda el año. ¿Cómo van vuestros flujos creativos para el siguiente disco de Europe?

Nos encanta tocar este álbum, ‘Walk The Earth’. Estaremos tocándolo el año que viene todavía. Tocaremos “Pictures”, “Turn To Dust”, “GTO”, que nos gusta mucho desde que las hemos lanzado. Estaremos todo 2019 de gira y en 2020 lanzaremos nuestro siguiente trabajo.

Esta vez grabasteis en Abbey Road. ¿Cómo la historia de este lugar le dio color a vuestras composiciones del disco?

Fue increíble trabajar en el estudio. Abbey Road es además de moderno uno de los mejores estudios en el mundo, pero al mismo tiempo tienen todavía todo el equipo con el que grabaron John Lennon, Pink Floyd o los propios The Beatles. Trajimos ese equipo más antiguo y lo conjuntamos con el más nuevo para grabar nuestro material. Es un lugar impresionante, y de hecho compusimos algunas cosas como las letras en el propio estudio sentados en el gran piano, con las guitarras acústicas… es un sitio muy inspiracional.

Canciones como “Pictures” y “Wolves” muestran una faceta más experimental de la banda. ¿Tenéis algún límite a la hora de componer bajo el nombre de Europe por si el producto final acaba sonando demasiado extraño?

No, no hay límites. Creo que estamos más abiertos que nunca a día de hoy porque componemos juntos, y es emocionante para mí obtener ideas de Mic Michaeli, John Levén o John Norum. Las llevo más allá porque llegan de otra fuente, y eso hace que sean más revitalizadas. Este es el motivo por el que las canciones suenan diferente, porque damos oportunidades a esas ideas y no dejamos que se escapen hoy por hoy.

Europe 2018

¿Os gusta poner a prueba a los fans de toda la vida con estas nuevas composiciones saliendo de la “zona de confort”?

Solo podemos ser quienes somos. Nuestro pasado está ahí, pero hemos elegido seguir adelante y estamos contentos porque hemos conseguido el respeto de la comunidad rockera en todo el mundo. Los últimos seis discos han girado por todo el mundo y con ello es con lo que no sentimos bien. Estamos a gusto con nuestro pasado, pero hemos avanzado.

“Solo podemos ser quienes somos. Nuestro pasado está ahí, pero hemos avanzado”

¿Hasta dónde llega el orgullo que sentís por “The Final Countdown” y otros clásicos de los ’80 de Europe?

Es increíble hasta dónde ha llegado una canción como “The Final Countdown”. La escribí cuando estaba en el colegio, la captamos para el tercer álbum y se ha convertido en un clásico. Para nosotros es una canción más del disco, no la ensayamos ni la escuchamos en casa. Simplemente la tocamos en directo, y nos encanta porque nos acerca mucho al público y lo une entre sí. Estamos felices por ello.

Pasáis mucho por España cuando estáis de gira. ¿Cuál es tu mejor recuerdo en el país?

Hay muchos… El primero fue en Madrid en 1988 la primera vez que vinimos. Todo el mundo estuvo de fiesta toda la noche porque todo estaba abierto. Fue increíble porque teníamos unos 20 años, nos encantaba salir de marcha y nos encontramos con que Madrid era la capital de la fiesta de todo el mundo. Los garitos estaban abiertos y también sitios para desayunar, piscinas. Recuerdo que estaba con Billy Gibbons de ZZTop y nos dijimos: “esto es brutal”.

“Nos dimos cuenta de que Madrid era la capital mundial de la fiesta”

Además, los fans españoles siempre han estado a tope con el hard rock. Les gusta las melodías pero también la caña. Aquí gusta el rock.

Cuando estás de gira, ¿qué es lo primero que haces cuando bajas del escenario?

Nos sentamos todos juntos y hablamos sobre cómo ha ido el concierto. Salvo en alguna gira, lo hacemos y charlamos y bebemos algo de agua. Después vamos al hotel o al bus de la gira… bueno, en realidad, no todos, eso lo hacen dos o tres. Me gusta ir a casa y estoy con mis dos hijos y mi mujer, me encanta mi familia.

¿Cuál es el público más grande que habéis tenido en un concierto de Europe?

Ha habido unos cuantos muy numerosos. 50 000 o 60 000 varias veces, es increíble. Tocamos de muchas maneras, desde con 1 500 personas hasta 15 000 cada año.

¿Y el más pequeño?

Al principio hicimos nuestra primera gira en Suecia y el promotor hizo algo mal… no sé lo que pasó. Había 12 personas, pero tocamos de todos modos. No sé por qué, hizo algo mal y nadie vino. Lo pasamos bien aun así y en aquellos tiempos disfrutábamos mucho tocando por ahí.

Europe Madrid 2018

Europe (Foto: Paco García)

A veces, cuando giras las primeras veces, lo de después del concierto es más divertido que el propio bolo. Incluso en los camerinos, con otros grupos, con los fans… No nos preocupaba nada y nos tomábamos algo con nuestros aficionados. Había grandes fiestas post concierto. Ahora tenemos que tener más cuidado.

“En las primeras giras, muchas veces disfrutabas más después del concierto que durante el mismo”

¿Echas de menos esa época?

No, algunas cosas, pero estamos en un gran momento ahora mismo porque somos dueños de la dirección que lleva nuestra música, decidimos las giras y todas las decisiones las tomamos nosotros. Es algo maravilloso tener todo ese control sobre el devenir de la banda, tener el control de tu arte. Hay muchas cosas, pero tenemos poder sobre nuestra música y ahora hemos tomado las riendas de la parte referente al negocio, lo que está muy bien.

¿Cuál es la situación más embarazosa que has vivido sobre un escenario?

Ha habido varias caídas… recuerdo una desde varios metros al foso en Dinamarca y me fastidié las manos. Estaba en el escenario y de repente desaparecí. Fui afortunado por no darme en la cabeza. He tenido grandes caídas unas siete u ocho veces en mi carrera, tengo suerte de estar bien.

También me he roto los pantalones… mis pantalones de cuero, así que he tenido que tirar de armario algunas veces. Los pantalones de cuero, al ser ajustados, hay un punto en el que no dan más de sí.

Dani Bueno