En primer lugar, la idea para este reportaje lleva dando tumbos a lo largo de varios meses. Hemos de decir que no era lo que teníamos planeado en un primer momento, idea que nos guardamos para otra ocasión, pero lo que teníamos claro es que queríamos hacer algo especial para remarcar la importancia de la mujer en la música (así como en absolutamente TODOS los aspectos de la sociedad). Sí, puede parecer oportunista subir este artículo el 8M. Probablemente lo es, pero además de que un día como este no debería existir ya que todos deberían ser iguales (misma opinión que tenemos con San Valentín y demás tradiciones absurdas-comerciales), exaltar el trabajo que han ido desarrollando las mujeres en esta industria nunca está de más. Puesto que en esta fecha, por los acontecimientos y la situación en la que nos encontramos, hoy es la fecha en la que este reportaje puede -probablemente- llegar a más gente, y eso es lo importante, que el mensaje de las mujeres que exponen su punto de vista de su propia situación en la escena llegue al mayor número de gente. En primer lugar podréis leer las opiniones (a un cuestionario común) de diversas compañeras con diversas funciones en el mundillo (ya sea fotógrafas, cantantes, guitarristas, violinistas...) y por último una pequeña parte del equipo que forma The Metal Circus (y Metal Hammer), el cual cuenta con un número amplio de mujeres, expresa su opinión acerca de esas mismas preguntas. Podríamos haber ampliado mucho más el número de participantes, pero con la extensión del contenido, el número de mujeres seleccionadas ha decrecido por dicha razón. Esto es lo que nos cuentan.

Raquel García (Rockin’ Ladies)

Soy Raquel Garcia. Llevo más de 20 años, va para 30, en el mundo de la fotografía. Principalmente soy retratista. Y también soy la fundadora del proyecto Rockin’ Ladies, que nace fruto de una inquietud personal hace ya casi cuatro años. Después de muchísimos años asistiendo a conciertos y festivales, no solo en España si no también algunos por Europa, me voy dando cuenta de que prácticamente nunca veo mujeres en los escenarios. Y cuando las veo, casi siempre son cantantes. Así empecé una gran tarea de investigación para encontrar a todas las músicas posibles de rock y metal del país.

Acabo hablando con muchas más de 300, de las que se materializan 113 sesiones de fotos, las 113 fotografías que componen la exposición. Rockin’ Ladies a fecha de hoy es una exposición itinerante, que siempre que es posible, se presenta junto a un concierto en formato jam session, donde alrededor de 30 mujeres se turnan en el escenario para dar un repaso a diferentes bandas de rock y metal que tienen, o han tenido en algún momento, alguna mujer entre sus filas. Se suele combinar con un espectáculo de danza tribal-rock para que la oferta artística sea multidisciplinar.

Pero además de todo eso, Rockin’ Ladies se ha convertido en una plataforma donde músicas cañeras de todo el país pueden compartir ideas y dudas, colaborar y crear sinergias. Pero sobretodo, crear nueva música. Es un espacio para la colaboración, para la sororidad y para la solidaridad. Es un mensaje que lanzamos al mundo, conforme cuando compartimos y colaboramos, en lugar de competir, todos nos beneficiamos y llegamos más lejos.

Raquel Garcia (Rockin’ Ladies)

En la exposición Rockin’ Ladies podréis observar mujeres de todas las edades, y de todos los niveles de experiencia. Una de las muchas finalidades de este proyecto, es crear referentes que inspiren a más mujeres a tomar un papel activo en la música que les gusta. Junto a mis compañeras María Neila. Paris Lakryma y Estefanía García, nos partimos el lomo día a día para cumplir todos estos objetivos.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

Pues aunque parezca increíble, en cuanto a músicas se espera de ellas que sepan menos, o que sean “la novia de…”. Se les supone menos profesionalidad, o bien el nivel de exigencia es mucho más alto para ellas. Todos hemos asistido a un concierto donde todos los músicos eran hombres, y que lo hacían mal por falta de experiencia o el motivo que sea.

Nadie dice que se han ganado su puesto “por ser hombres”, por estar buenos, o por ofrecer favores sexuales. Sin embargo cuando la banda es de mujeres que no lo hacen suficientemente bien, esos son en la mayoría de los casos, las razones que se oyen de por qué están en ese escenario “robándole el puesto a otros hombres que lo hacen mejor y que sí merecen estar ahí”. Cuando son hombres, NADIE dice que están ahí robándole el puesto a mujeres, nadie saca a colación el tema del género. Los motivos pueden ser los que sean, pero el género nunca es uno de ellos. Las mujeres en el arte (y en otros campos, como la ciencia) han sido sistemáticamente invisibilizadas a lo largo de toda la historia. En el sótano del Prado hay un montón de cuadros pintados por mujeres que nunca se exponen. Nadie habla de la hermana de Mozart.

A las mujeres se nos ha invisibilizado sistemáticamente a lo largo de nuestra historia. Sencillamente es algo que se ha enquistado profundamente en la sociedad desde hace siglos, milenios, y no va a desaparecer rápidamente por arte de magia. Es necesario que el grueso de la sociedad tome conciencia de ello y cooperen para encaminarnos hacia un mundo más justo e igualitario.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

Primero trabajando duro nosotras mismas. Segundo creando referentes que inspiren a más mujeres a meterse en este mundillo, porque tenemos pocos. Tercero apoyando y juzgando menos (algo que se debería hacer en general, no solo en la música), ya que si se equivocan haciendo algo, es precisamente porque están haciendo ALGO (como dice mi amiga Monty Peiro). Y por último, mediante el diálogo y la educación dentro y fuera de la música.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Sin duda alguna, claro que sí. Si te gusta la música quieres que se cree más música, que se mantenga. Quieres tener variedad donde elegir. Si hay más mujeres en la música, hay más música de la que disfrutar. Pero sobre todo, me gustaría que hubiera más mujeres en la música porque tenemos tanto derecho como los hombres a crear y disfrutar creando. No hay una razón biológica para que no podamos hacer música, es una construcción social pura y dura.

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Podrían salir un poco de las fórmulas que forman su zona de confort, e investigar y apostar por nosotras. En este país hay bandas con mujeres a patadas. De hecho, hay una chica que se llama Vane Balón, de Valladolid, que ha confeccionado un censo de bandas con mujeres de rock, metal y punk, y la mayoría son españolas. Así que material hay y de sobras, es querer ver más allá de las fórmulas convencionales. Entiendo que el que se juega el dinero montando conciertos y festivales no quiere arruinarse. Pero de verdad, hay cantidad. Hay calidad.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Fascinante, ¿verdad? A estas alturas esto sigue siendo un “must”. La presión social en cuanto al aspecto de la mujer es una brutalidad que desgraciadamente, incluso a veces se acaban reflejando en las esquelas de los diarios. Es una cosa con implicaciones que pueden llegar a ser muy serias por los trastornos alimenticios que llegan a provocar. Creo que aquí jugáis un papel crucial los medios de información. Cambiando vuestro enfoque en crónicas y entrevistas, tenéis el poder de llegar e influir en mucha gente.

Raquel Garcia

No es necesario comentar los modelitos de una artista, ni si es guapa o gorda o flaca. Si os centráis en su puesta en escena y su técnica estáis haciendo una gran contribución a la normalización de las mujeres en los escenarios. Ahí tenéis un poder, y una responsabilidad, muy grandes. (NdR: en este medio, entre otras premisas, tenemos la de no comentar aspectos de ese tipo sin un pretexto, ya  una chica o un chico el protagonista de dicha situación). Nosotras mismas tenemos una gran labor para deshacernos de todas estas constricciones sociales. Y es algo que yo misma me pregunto… Hasta qué punto me maquillo o depilo o me visto de un cierto modo porque a mi me gusta? O bien lo hago porque se me ha enseñado que así estoy más mona? Ya que parece que el objetivo de una mujer es sencillamente ser atractiva para el género masculino? No es fácil, ni para nosotras, ni para vosotros. Pero creo que vale la pena hacerse estas preguntas y dialogar al respecto.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

Las mujeres hemos sentido presión sobre nuestro aspecto desde que empezamos a tener uso de razón creo. Yo no estoy en un escenario, pero esa presión te llega siempre, y nosotras la verdad es que acabamos entrando al trapo. Se nos imponen estereotipos imposibles, además, el 100% de las fotografías que vemos hoy en día en cualquier medio están modificadas. ¡Ni la modelo de la foto es como la foto! Y por supuesto, prohibido hacerte mayor. Según vas envejeciendo, te vuelves más invisible. De ahí los destrozos quirúrgicos que algunas mujeres se hacen. A mi me parece muy triste la verdad. Necesitamos empoderarnos unas a otras y reaprender el amor propio por que somos y no por lo que se espera que seamos.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

¿Aparte de acoso y abusos? Porque que te toquen sin tu permiso (e incluso a escondidas) cuando estás en el mogollón del público nos a pasado a todas. Baboseos muy pasados de vueltas. Que se te presupongan unos gustos, porque claro, si eres mujer no te puede gustar la música más cañera (pero qué absurdo…), que le hagan una pregunta sobre mi al tipo que me acompañaba (en lugar de preguntarme directamente a mi, que sé hablar mi misma, aprendí de muy pequeñita), que me den lecciones que ni necesito ni he pedido presuponiendo que sé menos que ellos.

Recuerdo que una vez saliendo por ahí, me encontré a un señor, que había conocido cuando yo era muy jovencita e iba a un bar heavy. De aquellas iba siempre con elásticos y camisetas de grupos enormes, porque claro, tenía 16 años, era súper insegura en cuanto a mi aspecto y trataba de “esconder” mi cuerpo con el que no estaba nada en paz. Pero nada. Habían pasado años desde eso, y cuando me encontré de nuevo con este señor puesto era 10 años mayor, tenía más seguridad, y me vestía como me daba la gana.

El tío se dedicó a piropearme, medio acorralada contra una pared, “joder como has crecido eh” mirándome fijamente las tetas, invadiendo totalmente mi espacio personal, diciéndome cosas muy muy fuera de lugar, su mujer medio pedo por ahí… Bueno, me sentí fatal, como si fuera yo responsable de todo ello. Y menos mal que estábamos en un lugar público, si no a saber cómo hubiera acabado la broma. En fin, situaciones de este tipo se dan y mucho. Lo peor de todo es que demasiado a menudo se te considera una exagerada, que no es para tanto, que no ha pasado nada grave, y se supone que tú tienes que aguantar toda esa mierda para que no te llamen loca. Algo parecido pasa con los piropos. Que si es un piropo bonito y desde el respeto no pasa nada bla bla… Mira, desde el respeto no se dan opiniones a desconocidas que ni te han preguntado ni necesitan de tu opinión sobre su aspecto físico. Y tener que te pidan que justifiques esto es otra falta de respeto más.

Por eso uno de mis objetivos personales es empoderar a otras mujeres, y también si es necesario, a otros hombres, ya que la presión que reciben ellos sobre lo machos que tiene que ser es enorme. Es necesario destruir esos prejuicios si queremos, como decía anteriormente, construir una sociedad más justa e igualitaria. Muchas gracias por darnos voz y por esta oportunidad de expresar mi modo de ver las cosas.

Diva Satánica (Bloodhunter)

Mi nombre es Rocío aunque todo el mundo me conoce como Diva Satánica. Soy vocalista de la banda de metal extremo Bloodhunter desde 2013, participé en el programa de Tv “La Voz” como primera concursante en la edición española en presentarse con registro gutural, soy docente y fundadora del método de canto en metal extremo “Extreme Vocal Lessons”, redactora en la revista “La Heavy” y su web “Mariskalrock.com” y he colaborado con multitud de artistas y proyectos nacionales e internacionales como Holy Moses, Nightrage, Kamelot, Mägo de Oz, Leo Jiménez, Somas Cure…

Bloodhunter Leyendas del Rock 2018

Bloodhunter (Foto: Jesús Martínez)

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

La verdad es que es algo que nunca me he planteado, no he vivido ninguna situación diferenciadora que me haya hecho pensar en ello.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

En mi opinión influyen dos factores: los intereses personales de cada uno (no todas las mujeres tienen como prioridad dedicar su tiempo a la música), y el hecho de que tengas otros ejemplos en los que reflejarte para poder contemplarlo como una opción más. Creo que estas dos condiciones son válidas tanto para hombres como para mujeres, porque al final es una elección personal.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Conozco a tantas mujeres involucradas en diferentes ámbitos dentro de la música (artistas, fotógrafas musicales, locutoras de radio, representantes, técnicos de sonido, redactoras de publicaciones musicales…), que no se me ocurre pensar que es necesario que haya más porque sí. Es decir, la música es una opción, el género no tiene nada que ver con eso. Uno toma sus decisiones en base a sus preferencias, sus habilidades o talentos… pero ahí el género no tiene ninguna cabida. De hecho recuerdo que a raíz de otra entrevista con motivo del 8M pensé en abrir mi Spotify a ver cuántas bandas con componente femeninos estaba escuchando en la actualidad, y eran la inmensa mayoría. Y podéis creerme que escucho música durante todo el día para hacer casi cualquier cosa…

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

No creo que haya que fomentar la presencia de la mujer por el simple hecho de serlo. Creo que debemos fomentar la presencia del talento, que es algo que hoy en día cada vez se presta menos atención en favor de otros factores como el marketing.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Creo que hoy en día la imagen es uno de los factores de más influencia a la hora de tener cierta visibilidad, pero esto es extensible también a cualquier otro ámbito. Vivimos en la era de la superficialidad: el otro día leí una frase que decía que somos la generación triste intentando aparentar vidas perfectas. Por suerte, me vienen a la mente algunos ejemplos de mujeres que no tienen el físico perfecto (o que han reconocido tener sus problemas con la imagen corporal o el sobrepeso) y han llegado a lo más alto gracias a su valía como artistas (Noora Louhimo de Battle Beast, Charlotte Wessels de Delain, Maria Brink de In This Moment o las mismísimas Amy Lee de Evanescence y Cristina Scabbia de Lacuna Coil).

Bloodhunter Rock The Coast 2019

Bloodhunter (Foto: Lolo)

La imagen corporal es un concepto sujeto a lo subjetivo que se nutre a su vez de las opiniones o de los cánones de belleza imperantes (a veces bastante distorsionados). Seguro que cuando he puesto esos ejemplos más de uno ha pensado “¡pero si son preciosas!”, y estoy de acuerdo, porque la belleza es algo mucho más allá de una cara bonita… Y creo que es algo que de algún modo también les ha afectado a los hombres de manera notable: ¿quién no se acuerda de los buenorros del hard rock de los ’80 que adornaban nuestras carpetas? Sebastian Bach de Skid Row, Jon Bon Jovi… ¿Alguien les ha preguntado a ellos si se han sentido ofendidos en algún momento o si se han sentido cosificados? Ahí lo dejo.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

Para nada, yo soy vocalista en una banda, no soy modelo de pasarela. Obviamente me cuido porque me gusta verme bien y porque el deporte es muy necesario para tener resistencia física a la hora de cantar en el registro que yo utilizo, pero eso es algo que me debo a mí misma y no debería preocuparle a nadie más. Sí te diré que me han hecho comentarios en ocasiones muy inapropiados como “tampoco está tan fuerte” (como si yo hubiera intentado demostrar que lo estaba) o “en esta foto se te ven rollitos…” (como a cualquier ser humano cuando se inclina sobre sí mismo…). Hay que darle a esas cosas la importancia que tienen -que es ninguna-. Sí que me ha molestado siempre cuando terminas el concierto y el primer comentario es “estás guapísima”, “qué guapa eres” o “me encanta tu ropa”. Eso sí que me ha preocupado quizás más de la cuenta porque me ha llevado a pensar que quizás el aspecto musical no era lo suficientemente bueno como para hacerme un comentario sobre ello en lugar de sobre mi aspecto.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Dejando a un lado las situaciones que te acabo de comentar (que tampoco han supuesto un impacto crucial en mi vida), generalmente siempre me han tratado bien o incluso podría decirte que he sentido la conocida “discriminación positiva” a la hora de preocuparse más por mí que por mis compañeros. Pero quizás esto me ocurría mucho más en los inicios cuando era mucho más joven. Puedo decirte que desde que tuve más exposición mediática en relación a mi aparición en un programa de televisión; mucha gente (periodistas, promotores…) se dirigían a mí como si fuese la que llevase las riendas del proyecto y eso me hace pensar que el típico prejuicio de que nosotras no pintamos nada en la música, está desapareciendo. ¡Estamos ya en el siglo XXI!

Kenzy (Megara)

Hey!!!! Soy Kenzy, vocalista de la banda Megara. Si me preguntáis cuánto tiempo llevo en la música, os diría que desde que nací. Empecé muy pequeñita a aporrear cosas y empuñar botes de desodorante frente al espejo creyéndome Britney Spears. Pero bueno fuera de bromas… tomándomelo en serio con la banda llevamos casi 5 añitos 🙂

Megara Murcia

Megara (Foto: Jesús Martínez)

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

Siempre soy totalmente sincera en las entrevistas que me hacen y esta no va a ser una excepción. En términos generales yo personalmente no veo demasiada diferencia. Si es cierto que yo al menos tengo una ligera impresión de que por ser mujeres estamos como más en el “punto de mira” no se si me explico. Hay mucho y mucha subnormal pero no creo que sea específicamente por ser mujeres… si no por la subnormalidad de la gente.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

En la vida en general (o al menos en la mía) siempre ha habido muchos momentos de necesitar una referencia a la que agarrarte. Una inspiración. Una persona que la veas y digas… ¡WOW! Ojalá fuera ella. Puede pasar en muchos terrenos pero hablando del tema que hablamos…eso también pasa en la música evidentemente. Yo personalmente siempre he tenido muchos referentes que han sido mujeres y llevo el “GRL PWR” en las venas en parte por esta razón.

Desde pequeñita recuerdo sobretodo haber seguido a mujeres (esto suena como el orto de mal jajajaja) así que por la pregunta que me haces te puedo contestar que en mi opinión la manera de que haya más mujeres en la escena es que haya más referentes. Si os dais cuenta el pop está plagado de mujeres. ¿Por qué? Porque hay muchísimos referentes. Eso está llegando ya al rock. Como decimos en España, es la pescadilla que se muerde a cola. Si hay referentes, irán viniendo cada vez más mujeres a ocupar su lugar. Hay lugar para todos.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Considero que es muy bonito que haya ante todo personas con el don de transmitir tantos sentimientos increíbles a otras personas, con el mero hecho de escucharlas. Si son mujeres u hombres.. me da igual. Personalmente me gustaría ver a más mujeres porque se que hay mucho todavía que descubrir y disfruto mucho de ese Grl Pwr que os comentaba antes… Pero ante todo el arte no debería de entender de sexos o géneros.

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

No entra en mi cabeza que una empresa del sector sea capaz de cerrarle la puerta a alguien dependiendo de lo que tenga entre las piernas. Sin duda lo que no deberíamos hacer es precisamente cerrar la puerta a los hombres y decir: “vamos a crear un festival solo de mujeres para que se visibilice a la mujer”. Error. Se debería de buscar una calidad en primer lugar, independientemente del sexo. Bajo mi punto de vista es una cuestión de pura estadística. Empieza a buscar grupos españoles (no hace falta irnos fuera) que tengan mujeres. El número es muy inferior. Que ojo, tontos hay en todos lados y hay excepciones siempre para romper la regla.

Megara (Foto: Jose Antonio Fernández)

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Esto es un tema muy amplio pero voy a tratar de sintetizar. Quizá (para los hombres) no tiene relevancia en algunos géneros dentro del propio metal o del rock, porque en lo que a hombres se refiere, insisto, se ha creado un estereotipo de tío grande, pelo largo, barbudo y cuanto más rudo mejor. Aun así este tipo de chicos si te das cuenta están siguiendo una estética. Que a mi personalmente no me parece atractiva pero esto va de gustos. Si su público es mayormente hombres y se sienten representados por ese estilo de vestir y esta rudeza, no están dejando de seguir un patrón. no se si me explico. Hay otros géneros de rock o metal que son pura estética. De todos modos escarbando un poco más en la pregunta, dentro de otros géneros para nada es así.

Y si salimos de ahí y nos vamos al pop están… Justin Bieber, Pablo Alborán, Ricky Martin, BTS, Zayn, Harry Styles, Shawn Mendes, y una lista infinita compuesta de chicos con el prototipo de hombre perfecto para gustos diversos. Y en las mujeres lo mismo ojo. Pocas excepciones hay. A fin de cuentas por una razón u otra todos somos bastante esclavos de la imagen. Porque… pensándolo bien, a lo mejor tú que estás leyendo esto y has tratado de conquistar a ese chico o chica que te hace babear no has tratado de llamar su atención físicamente, verdad? Pues esto lo mismo, pero en vez de una persona es el público jajaja

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

Todos los días. Y te explico por qué. Es una presión que me autoimpongo para sentirme yo misma a gusto y enseñar algo de mi con lo que yo esté contenta. Así podré sentirme segura, que es lo principal para dedicarte a esto.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Por ahora ninguna. Si en algún momento la vivo, mataré a esa persona y listo. Seguiré informando.

Beka Bioskes (Eternal Psycho)

Soy Beka Bioskes. Con 5 años tuve mi primera guitarra y con 13 mi primera banda donde tocaba el bajo y cantaba. Mi primera banda de chicas al completo. Nunca he tenido un descanso, de ahí empecé a formarme y a trabajar profesionalmente en el mundo de la música y espectáculo.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

La diferencia es notable, a las mujeres nos cuesta más que nos tomen en serio en todos los aspectos musicales. Han cambiado algunas cosas pero otras siguen y seguirán si no cambiamos actitudes, sobre todo actitudes machistas por parte de algún sector masculino.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

La manera de que haya más número de mujeres en este mundo, que las hay, es que salgan de sus locales de ensayo o de sus casas y que se lancen sin miedo a critica ninguna.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Si es muy necesario que cada vez haya más mujeres dentro de la escena, para normalizar que nosotras también sabemos componer, trabajar, ensayar y dar directos igual, peor o mejor que un hombre. No queremos comparaciones, queremos ser nosotras, por lo menos en mi caso.

Eternal Psycho (Foto: David Bellota)

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Las medidas que algunas empresas del sector musical deberían tomar a la hora de contratación son asumir que hay miles de bandas con integrantes femeninas y que son bandas de primer nivel. Si en festivales y conciertos disfrutáramos de la presencia de más mujeres encima de los escenarios esto se vería de forma normal. Y las contrataciones cambiarían.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Esta pregunta no es ni más ni menos que la sociedad machista donde vivimos. Pienso realmente que es injusto hacia nosotras. Otra carga más que no tiene nada que ver con la música aunque sí que entiendo que una banda debe tener su imagen, hoy en día es el todo. En el caso masculino no ocurre lo mismo porque la mayoría de medios, promotores… están dirigidos por hombres. (NdR: Sergi Ramos, fundador del medio, no puede hacer nada para cambiar esto).

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

La verdad es que no, yo soy así en mi casa y en un concierto, siempre he sido la rarita jajajaja.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Situaciones desagradables hay muchas. Tendría muchas que contar. Una vez me dijo un promotor que era una pena que la guitarrista que me acompañaba (guitarrista profesional dedicada exclusivamente al mundo de la música) le sobraban unos kilos. Le agarre del brazo me acerque a su oido y le dije: “pensé que tendrías mejor oido experto en promociones musicales no has entendido nada de nuestra conexión con el público”. La música es música.

Alicia Nurho (Maud The Moth)

Soy Alicia Nurho, compositora e instrumentista madrileña. A los 5 años empecé en esta carrera de fondo. Mi instrumento principal es el violín, con el que me gradué en el Conservatorio Superior de Jaén “Andrés de Vandelvira” tras haber pasado 4 años en el Real Conservatorio Superior de música de Madrid. La música siempre ha formado parte de mí como un lenguaje con el que comunicarme, así que no concibo mi existencia, mi desarrollo personal y mi evolución como creadora y música sin ella. Plantearse esa cualidad como un utensilio que puede obrar al margen de mi persona para diversos fines, es como plantearse una lobotomía.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

Hay que tener en cuenta que hay muchos “mundillos” dentro de la música. No hay que olvidar que el arte es una parte de la sociedad humana y que lo que impera en este caso es el papel de la mujer dentro de esa sociedad. Depende del núcleo social que quieras observar, el papel de la mujer va a ser uno u otro. En términos generales, uno de los problemas de este mundo es que cada vez que se visibiliza más la figura de la igualdad, surgen más agentes de resistencia. El resultado como artistas es que tenemos que trabajar a un nivel muy superior y mantener unos estándares de calidad estratosféricos para abrirnos camino a patadas.

Esto tiene sus consecuencias personales y psicológicas, por supuesto. Hay ámbitos musicales en los que me muevo (y tengo que decir que tengo la suerte de haberlos elegido con cariño y con acierto), que afortunadamente ya han pasado esta absurda barrera de hombre/mujer y prima la calidad como profesional por encima de todo, QUE ES COMO DEBERÍA CONSIDERARSE ESTE ASUNTO. En otros, como el mundo del metal, encontramos mentes abigarradas y cuñadas que todavía entienden que tienen privilegios y pueden usar la descalificación como les viene en gana solamente por creerse con un poder inventado que socialmente han asumido.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

Insisto que depende que en qué escena te muevas encuentras un sistema nivelado o desigual. Hay muchas más mujeres de las que se cree en la escena, pero es cuestión de los medios de darles voz. Ese es otro tema de conversación que da para muchas horas, pero hay una responsabilidad de los medios de comunicación de buscar, indagar, estudiar propuestas de calidad, tengan mujeres o no. Muchas propuestas de calidad tienen una figura femenina en su formación. (NdR: A nosotros nos da igual que una banda esté formada por chicas, chicos, mascotas u hordas de Coronavirus con patas e instrumentos, es lo de menos). Hay que destacar que si hablamos de escena, hay que contar también no solo con lxs instrumentistas y creadorxs, sino con promotorxs , productrorxs, sellos, técnicxs de sonido y un sinfín de elementos complementarios. En este papel hay un mogollón de luchadoras que sacan las castañas del fuego, como La Rubia Producciones.

Alicia Nuhro Entrevista

Alicia Nuhro (Foto: Javist Moreno)

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Considero que hacen falta plataformas para darles voz y profesionales que las den a conocer. Hay suficientes de todos los ámbitos habidos y por haber.

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Creo que la principal falta de profesionalidad y de amor y cuidado por el arte y el artista en cualquier aspecto del sector, es una enfermedad incurable y extremadamente infecciosa. Una vez arreglado este bache, el resto es sentido común.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

El aspecto físico es la principal llamada de atención en todos los géneros. Miremos todo el ruido de ilusión de las redes sociales. Toda la sociedad se guía por una caja de presentación maravillosa y perfecta. Y la industria sigue esas máximas. De todas formas, la elección de la imagen es algo que cada uno decide y ha de respetarse religiosamente, incluso si la elección implica la aceptación de una imagen impuesta por la industria de la música. Son decisiones muy personales en las que esta sociedad heredera de la vieja del visillo suele comentar mucho, pero creo que hacen falta líneas a marcar que desarrollen el respeto por las decisiones ajenas. Me parece mucho más preocupante el hecho de que no se contemple la falta de rigor y de calidad musical de los proyectos.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

No más que lo normal por los roles con los que te presiona la sociedad.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Ha habido desde pequeñas hasta graves, pero tengo la manía de responder ante las situaciones injustas. Y esto se lo debo al movimiento tan necesario feminista y a la maravillosa educación que me han dado en casa. He tenido problemas durante mis estudios, en conciertos con personal de salas, con el público, con “colegas de profesión”… al principio imperaba el silencio, pero a medida que vas entendiendo el significado de “dignidad” vas respondiendo ante ellas.

Irene Génova (Next Step)

Soy Irene, guitarrista y fundadora de Next Step. Empecé en el mundo de la música con apenas 13 años, tocando la guitarra. Poco más de un año después fundé la banda con mi compañero Guillermo (que ya no está en la banda) y desde entonces la música ha ido formando una parte cada vez más grande en mi vida. También soy ingeniera de sonido, y he trabajado en algunos grandes discos con mi maestro Carlos Santos, en Sadman Studios.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

La primera diferencia que noto es que siempre destaco más, por el simple hecho de ser mujer y guitarrista. Es poco común todavía y la gente enseguida se fija. No es algo malo necesariamente, pero a veces me da rabia y me gustaría que se fijaran más en la música y menos en que soy una mujer haciendo solos.

Next Step (Foto: María del Carmen Tajuelo)

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres) 

Creo que viene todo de lo mismo, que es la educación que nos dan cuando somos niños. Es importante acabar con los roles de género impuestos: si eres niño y te gusta bailar ballet, estupendo (y no tiene que ver con tu identidad sexual); si a una niña le gusta tocar la guitarra eléctrica, ¡estupendo también! Si nos enseñan a que los niños tienen que lo que hacen los hombres, y las niñas lo que hacen las mujeres, solo vamos a buscar referentes de nuestro mismo género, y por lo tanto va a ser difícil salir de ese círculo. Yo tuve la suerte que de pequeña nunca me intentaron inculcar ningún rol de esos, y siempre me sentí libre de hacer lo que me gustaba.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música? 

Considero que es necesario que las haya, si existe alguna que quisiera ser parte pero se siente cohibida. No creo que todo tenga que ser 50-50 entre hombres y mujeres, pero lo que sí debe haber es libertad para elegir. Yo me siento igual de cómoda haya más hombres o más mujeres, siempre que exista un ambiente de respeto y compañerismo.

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

La neutralidad y la objetividad, en la medida de lo posible. Creo que lo que tiene que primar siempre es la calidad de los artistas y del producto que ofrecen.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Pues creo que todavía tiene mucha importancia, desgraciadamente. Si te fijas, la mayoría de figuras femeninas que vemos en el rock hoy en día tienen una imagen muy marcada, imagen que suele ser sexy, con poca ropa o enseñando carne… es una pena. En el death metal se nota mucho, por ejemplo. Cómo va vestida la frontwoman y cómo van vestidos los otros miembros de la banda… no hay por dónde cogerlo. Creo que la imagen de una banda es muy importante, pero creo que debe serlo exactamente igual, seas hombre o mujer. Soy la primera que se arregla para salir a tocar, pero igual que lo hago yo, lo hacen mis compañeros en la banda. Y que aun haya figuras femeninas en la música que hagan de sí mismas un reclamo sexual, por imposición o por vender más, me parece lamentable. Dicho esto, que cada uno vaya vestido como le dé la gana, eso hay que respetarlo siempre.

Next Step (Foto: María del Carmen Tajuelo)

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

He tenido la suerte de no sentir nunca ningún tipo de presión por parte de nadie. Además, la gente que me conoce un poco sabe que no tiene nada que hacer en este tema. Tengo las cosas muy claras.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Una vez, entré a una tienda de guitarras preguntando por un modelo concreto que quería comprar, y me sacaron la más exageradamente barata que tenían. Me sentí muy violenta, como si por ser mujer dieran por hecho que era principiante. A veces ese tipo de cosas pasan: en el contexto de un concierto o similar, la gente presupone que como eres mujer, no tienes ni idea, que ni pinchas ni cortas. Y luego te oyen hablar y pasa todo lo contrario: respeto máximo y hasta cierta cautela al dirigirse a ti. Es muy ridículo… pero yo lo aprovecho en mi favor. Tampoco quiero generalizar, ha habido muchos hombres también que me han tenido en cuenta desde el principio, y eso es de agradecer. La normalidad es de agradecer.

Hynphernia (Death & Legacy)

¡Hola a todos! Soy Hynphernia, vocalista de la banda Death & Legacy. Inicié este camino con ellos el pasado año tras un concierto que hice junto a ellos en Madrid. En este año hemos trabajado en un nuevo registro musical mucho más extremo ya que principalmente mi registro es gutural y mi pasión por este tipo de voz lleva en mí desde que tenía 16 años y escuché por primera vez a Angela Gossow al frente de Arch Enemy.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

Creo que existe una mayor presión sobre las mujeres músicos, sea cual sea el instrumento, en cuanto a su capacidad de saber tocar o en mi caso, cantar. Muchas veces he tenido la impresión de que por ser mujer se da por hecho que su nivel para con su instrumento es más bien bajo y se sorprenden cuando no es así. En cuanto al canto sucede con más frecuencia dentro del mundillo extremo donde para ciertas personas, ser mujer y cantar extremo es totalmente incompatible e incoherente cuando creo que podemos ofrecer la misma fuerza, agresividad y profundidad que los hombres ya no solo a nivel vocal, sino en cuestiones de actitud en el escenario.

Otra diferencia que destacaría es la importancia que se le confiere al físico de las mujeres músicos, es un aspecto que siempre está presente y parece que cobra más relevancia que todo el esfuerzo, ganas, actitud y virtuosismo que pueda demostrar una mujer al frente de un instrumento. El físico y el outfit en muchas ocasiones suelen ser el objeto de las críticas, da igual lo bien que cantes, toques la guitarra… todo eso es irrelevante porque lo que realmente parece importar es tu nivel de fitness o la cantidad de ropa que uses.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

Cada vez hay más mujeres dentro de la escena musical, pero no se les da mucha visibilidad. Formo parte del proyecto Rockin’ Ladies (mencionado anteriormente por Raquel) que trata de dar esa visibilidad a las mujeres músicos a nivel nacional y es increíble descubrir la cantidad de mujeres que tocan uno o varios instrumentos así como cantantes de todos los registros vocales, incluido el canto extremo. Un honor ser partícipe de este proyecto. De verdad, os invito a conocerlo y sorprenderos como yo en su momento de lo equivocados que estábamos en pensar que hay poca presencia femenina en la escena musical. Yo aún sigo sorprendiéndome.

Hynphernia (Foto: Javier Bragado)

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Considero necesario que se de visibilidad a las mujeres que quieran formar parte de la música y que no existan esas diferencias entre hombres y mujeres de las que hablaba anteriormente. Lo realmente importante es la música, la ilusión, las ganas y el esfuerzo que conlleva.

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Dar mayor visibilidad (que no privilegios por ser mujer como podría entenderse) a las mujeres dentro del mundo musical. Creo que la mayor parte de las diferencias que se establecen entre hombres y mujeres dentro del mundo del metal proviene de la poca relevancia/visibilidad que ha tenido la mujer en este terreno. Por suerte también considero que todo esto está cambiando. Poco a poco, la presencia femenina es mayor y se van disipando esas diferencias y desigualdades. Aún queda mucho camino por recorrer pero creo que estamos avanzando por el camino correcto.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Es un aspecto al que se le confiere gran importancia y es motivo de muchas críticas dejando de lado el apartado musical que es eclipsado por como digo, la cantidad o estilo de ropa que uses o lo fitness que te veas. No se hasta que punto es primordial para el éxito del proyecto musical, pero sí que en cierta manera influye en la visibilidad y, por ende, en el futuro de dicho proyecto. Aun así creo que esa opinión va siendo relevada precisamente por todas las mujeres que hay dentro de la escena que se dejan cada día la piel en lo que hacen y en los escenarios demuestran ser auténticas máquinas.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

En mi caso particular, no pero creo que viene enlazado con mi otra pasión, el modelaje. No busco que mi imagen sea atractiva sino que mi proyecto lo sea y eso conlleva cuidar todos los detalles. Por supuesto no como una obligación sino como placer, realmente disfruto mucho de ello y para mí, cada escenario que pise será como una sesión fotográfica y buscaremos la manera de complementar nuestra música con un show en el cual cuidaremos del outfit, maquillaje…Reitero que para mí no es ninguna obligación ni lo hago por presión sino porque disfruto de ello. Cada persona lógicamente es libre y no debería ser objeto de crítica.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Bajo mi corta experiencia en este mundo no he sufrido situaciones realmente desagradables y espero no tener que vivirlas, ni yo ni nadie. Aun así, sí que recuerdo que en cierta ocasión una persona se mofo de mi habilidad vocal porque “sonaba a mujer y eso no es extremo” y le doy en parte las gracias porque efectivamente sueno a mujer, es lo que soy y estoy muy orgullosa de ello. En cuanto a mi habilidad vocal, el esfuerzo y la constancia es la clave para la mejoría y estoy verdaderamente contenta con ello. Y lo de extremo pues bueno… ¡habrá que empezar a reventar escenarios!

Sofía Osorio (The Metal Circus)

Soy Sofía Osorio y empecé como colaboradora en Rock Hard en 2006. He sido colaboradora de The Metal Circus y Metal Hammer, Social Media Strategist para grupos y un festival de rock y metal, y tour manager.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

A nivel de oportunidades y contratación no puedo hablar por experiencia propia. A nivel periodístico si que me he encontrado la pasada de vueltas de algún músico o manager que te trata más como a una groupie que como a una periodista. También hay hechos que pueden dificultar salir de gira con una banda pequeña por que se asume que no vas a compartir habitación con los hombres del grupo y eres “un coste extra” para la gira. O cuando les cortas su rollo de “todo hombres” cuando quieren hacer algo de “machos” y no saben cómo decírtelo para que no pienses mal.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

En la parte artística, gracias a los ejemplos de guerreras pasadas y presentes que demuestran que sí es posible, que persiguen su sueño sin importarles los cánones sociales. Doro, Lita Ford, Robin Beck, Joan Jett… Las rockeras de los ’80 han inspirado a nuevas generaciones demostrando que sí es posible, y su testigo ha sido relevado por mujeres como Kenzy de Megara, las Lizzies, Noora Louhimo de Battle Beast, Cecilia Boström y Frida Ståhl de The Baboon Show, Aimee Allen de The Interrupters (por mentar las primeras que me vienen a la cabeza). En la parte empresarial, es necesario que las empresas de la industria vean el cambio en el marco social y actúen en consecuencia. Pero también es necesario un cambio en el público. Todavía quedan mentes pensantes (hombres y mujeres) que prejuzgan un grupo y lo descartan por una voz femenina antes de darles si quiera una oportunidad.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Por supuesto. No es que tengamos que tener un porcentaje de mujeres determinado para ser justos, pero creo que sí que nos podemos estar perdiendo talentos increíbles por que esas mujeres no tengan oportunidades o vean que su camino es más difícil. Nos faltan todas aquellas mujeres que todavía no ven que sus facultades tienen un potencial increíble. Poco a poco se van animando a dar el paso, pero nos queda todavía camino que recorrer. Así que sí, faltan mujeres que sigan rompiendo esquemas, las que seguirán allanando el camino para llegar a un punto de equilibrio en el que darán igual los porcentajes.

Sofía Osorio

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Iniciativas como Battle Bands con mujeres, festivales que enfatizan en su comunicación la contratación de bandas con mujeres… Lo que muchos pueden llamar discriminación positiva es en realidad un indicador del cambio de mentalidad, una batseñal para que el mundo vea que las cosas cambian y que SÍ queremos mujeres en la escena. Iniciativas por parte de esa industria que está entendiendo el cambio.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Igual que en muchos ámbitos, todavía es una sombra del pasado que tiene un peso considerable. Si preguntamos a cualquiera por tres artistas femeninas de renombre (que hagan tours en grandes recintos o asistan a galas de premios tipo Grammy), me gustaría saber cuántos  pensarían en Dolores O’Riordan o Alanis Morissette y no en Beyoncé o Lady Gaga. Ojo, no comparo aquí talento ni aludo a los entendidos. Hablo de que la mayoría de la población sabe quién es Lady Gaga pero no todo el mundo sabe quién fue Dolores O’Riordan. Hablo del marketing del artista y de la inversión que tiene detrás. El aspecto físico es un componente que puede facilitar la inversión de una empresa de la industria porque el componente físico, la cosificación de la mujer, todavía vende.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

NO APLICA

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Probablemente la anécdota que voy a contar no sea la más representativa, pero hay algunas cosas que sabes que deberías tratar con más naturalidad pero que todavía pesan y duelen. Así que me quedo con los primeros años de colaboradora, cuando iba a realizar entrevistas en persona y llevaba siempre una sudadera ancha cerrada hasta el cuello para que nadie pudiese pensar en “groupie”, “buscona”. Como decía, las cosas por suerte han ido cambiando y a parte de no encontrarte depende de qué cosas, hay muchas más mujeres detrás del escenario. La figura femenina se ha ido “normalizando”. Por ser mujer ya no existe necesariamente el estigma de que “estar entre bambalinas equivale a buscar otra cosa”. Debo decir que no me lo encontré a menudo (por suerte), pero cuando lo haces, el mal rollo te acompaña durante mucho tiempo y cuesta sobreponerse.

Arya Blues (The Metal Circus)

Ya son muchos los años que llevo en la industria de la música. Al principio porque me apasionaba y lo veía como un hobby, después, porque tras años de esfuerzo he encontrado en ella un lugar donde quedarme. Soy licenciada en Publicidad, y maestra en Artes y Comunicación, vengo de un pueblo donde ser diferente es observado y analizado, pero después de mucha lucha y debate, (a veces, sí, por ser mujer) he llegado a donde estoy ahora. He colaborado con festivales como el Resurrection Fest, escrito para Metal Hammer, Metal Circus, y otros medios, y por supuesto, trabajado como comunicadora, que es lo que soy. Toco la batería, soy una persona alegre pero muy inconformista, y esto es lo que me hace estar respondiendo ahora mismo a estas preguntas.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

En primer lugar, el número en cuanto a periodistas, fotógrafas, y la cantidad de asistentes a los conciertos. Es increíble cuántos hombres hay y qué pocas mujeres. Con respecto al resto de cuestiones, es igual que en otros sectores o la vida en general. Las diferencias, a veces, no son palpables y no se ven fácilmente. En ocasiones, se esconde detrás de una mirada, de un gesto o de una frase que después de repensarla y repensarla en tu cabeza, acaba sonando chirriante.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

Creo que es una lucha mucho más profunda. No se trata solamente de la escena. Se trata de la educación que se nos proporciona cuando somos niñas. Si nos mostrasen a mujeres fuertes, que hacen lo que quieren, que escuchan heavy metal… Si no nos dijesen que el negro no es para nosotras, que deberíamos vestir con más color, que ser punk y decir tacos no nos pega nada y suena muy mal en nuestra voz… probablemente habría más mujeres en la escena.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Considero que debería haber tantas mujeres en el mundo de la música como ellas quieran. Cualquier mujer que quisiera dedicarse a esto, debería poder hacerlo cómo y cuándo quiera en el mismo rango de derecho que un hombre. No debería analizarse tanto su estilo, su cuerpo o su actitud. Cada mujer de la industria debería decidir qué imagen quiere dar o cómo quiere ser sin ser juzgada.

Arya Blues

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Como industria tenemos un compromiso y un deber. Es buscar bandas femeninas, apoyarlas y emitir comunicaciones al mismo nivel. Dudo mucho que el talento de las bandas femeninas sea menor que el de las masculinas, pero, ¿por qué siempre vemos música y discos de hombres? Debemos darles un lugar igualitario y confiar en su trabajo. Buscar en el pasado y en el presente y apostar por el futuro.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Esto es algo que siempre me da qué pensar. La industria en general es complicada, a veces, hay un equipo de marketing entero detrás pensando cómo debes vestir o cómo debes comportarte. También en los hombres. En el metal, quizá es menos frecuente. El problema es que aún los estereotipos existen, y que algunos están tan profundamente arraigados que “sin querer” seguimos empujando a las mujeres a ser guapas y perfectas. Además de listas, buenas cantando y a veces duras y fuertes. Pero, ¿os imagináis un Napalm Death de mujeres? ¡Es que es desgarrador! No soy capaz de imaginar una banda con mujeres medio calvas, sin depilar, sudorosas y agresivas que triunfe, y cuyos artículos mediáticos no giren en torno a sus axilas sin depilar.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

Sí. Siempre he sentido que soy demasiado light para los heavies y demasiado heavy para los lights. Y así, con el pelo azul, rojo, de mi color, ropa negra o con americana, me he sentido juzgada. Se espera de mí una imagen, o se preconcibe que soy de una forma u otra por mi manera de vestir o actuar. Me enfada mucho esto. Quiero ser cómo yo quiera ser sin dar explicaciones a nadie. Que no duden que sé tocar una batería y que no eleven el nivel de exigencia al verme tocar. Que no hagan una mueca sin un día me pinto las uñas de rosa, y si voy un día a ver a El Reno Renardo, otro a Bon Jovi y otro a Testament, y si al día siguiente bailo hasta el suelo sin que me pongan un nombre.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Que no me tomen en serio es una de las cosas que más me duelen. Sobretodo, porque suena a “tontería” pero es un micromachismo de lo más oculto en las cloacas de la sociedad machista en la que vivimos. Y escuchar comentarios fuera de lugar, es de lo más desagradable. Y cuando intentas decir algo, te miran como si fueses una “corta rollos”.

Tamara Ruiz (The Metal Circus)

Soy Tamara Ruiz, redactora de The Metal Circus desde hace dos años, así como de Metal Hammer desde hace unos meses. Metida en el mundo de la música desde hace más de diez años y escribiendo para diversos medios desde hace 6.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

Básicamente la principal diferencia que yo noto es que siempre tengo mil ojos encima. La gente juzga muchísimo más que si fueras un hombre. Cuando entras en un concierto/festival, saludas a algún músico o simplemente entras a algún backstage para hacer la correspondiente entrevista, ya automáticamente eres la “groupie”, cuando estás haciendo exactamente lo mismo que haría otro compañero. En general te toman menos en serio. Por no hablar de la ropa, ya puede hacer 45º a la sombra que a la que entre en bikini al recinto del festival la van a tildar de “guarra” del día. Es lamentable y asqueroso que a día de hoy ocurra esto, pero es así.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

Creo que más mujeres deberían atreverse a hacer cosas. Hay muchas chicas que simplemente se echan para atrás cuando se las juzga, menosprecia o pasan situaciones como las que he descrito antes. Sinceramente creo que es un error muy grande ya que tocar un instrumento o entrevistar a una banda no es para nada “un trabajo de hombres”. Si más chicas se atrevieran a montar o formar parte de una banda demostrando el mismo potencial que un hombre igual habría más presencia femenina en el mundo del rock (o de la música en general).

Tamara Ruiz (Foto: Kaisla Virtanen)

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Sí, pero como en muchos otros mundillos en los que se ven pocas mujeres. Es cierto que cada día hay más mujeres en el mundo de la música pero muchas veces echo en falta que el técnico de sonido o de luces sea una mujer, muchas veces parece que las chicas solo valen para vender merchandise, y eso es un error.

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

A nivel de empresas/promotoras creo que prácticamente no existe discriminación. Ahora están surgiendo grupos de gente y promotoras que están montando conciertos y festivales en las que las bandas las forman mujeres. Me parece una buena idea para visibilizar el colectivo femenino en la música. Más allá de eso creo que con seguir dando un trato igualitario tanto a hombres como mujeres debería ser suficiente.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Parece que no pero influye más de lo que pensamos. Muchas veces la mujer que está al frente de la banda es quien da la imagen y hay mucha gente que tristemente no ve más allá. No hay ni un solo concierto de los que haya ido, que haya alguien del sexo femenino al frente de un grupo, y no oiga el típico comentario de “qué buena está”. Sin embargo al contrario no dice nadie nunca nada, ni comenta acerca de la ropa de nadie. Es lamentable que si una banda es buena no puedan escucharse cosas del tipo “qué bien toca” o “qué bien canta”.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

No demasiado. Supongo que si formase parte de una banda me afectaría más directamente. Aunque sí que es cierto que al asistir a un concierto la gente te acaba mirando, pero la verdad es que me da bastante igual.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Afortunadamente en el mundo del rock/metal hay bastante menos discriminación/acoso que en otros estilos. Sí que es cierto que siempre te encuentras el típico pesado que no te deja en paz durante todo un concierto o el que para ligar te viene a pedir que les hagas crónicas de su grupo por la cara. Quizá la situación que no me gustaría haber vivido fue la de pasar la crónica de un concierto y que el músico en cuestión me pidiera que le enviase fotos mías, ahí esa persona perdió mi respeto como músico y como hombre en sí.

Itsaso Urkia (The Metal Circus)

Mi nombre es Itsaso Urkia y colaboro con medios de prensa enfocados a la música extrema desde 2012. Hace 8 años que empecé en el mundo de la fotografía y hace 4 desde que entre al primer foso. Actualmente colaboro para Metal Hammer y The Metal Circus como fotógrafa.

Itsaso Urkia

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

Personalmente no noto muchas diferencias, quizás la poca cantidad mujeres que me encuentro en los fosos. Pero si nos paramos a pensar en el porcentaje de mujeres y hombres en este mundillo, creo que es equitativo. A raíz de ello se pueden apreciar las grandes diferencias como puede ser en el merchandise. Creo que es de los pocos “mundillos” en los que la variedad y cantidad en ropa masculina es altamente superior a la femenina que, exceptuando unos pocos grupos, la mayoría no tiene ningún producto dirigido al público femenino.

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

Creo que cada vez abundamos más ya que cada vez de sexualiza menos a la mujer en la escena. Tanto en público, en medios de comunicación, en organización de eventos… Se puede apreciar el incremento de mujeres acudiendo a diversos eventos. Pero supongo que, animando a más mujeres a tomar parte de ello, montando un grupo o acudiendo a eventos tanto como asistes como colaboradoras, son algunas formas con las que podría haber más mujeres en la escena.

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Sí. Creo que la diferencia aun es abismal, pero poco a poco se va viendo un aumento en todos los aspectos, tanto de grupos con integrantes femeninos, colaboradores de medios, en las organizaciones de los festivales, como managers… Por contar una anécdota, El año pasado, al querer entrar a primera hora al press area del Wacken, se me pidió que hiciera una cola para obtener acceso a fosos limitados, la cual no debía de hacer porque disponía acreditación para esos mismos fosos, pero sin preguntar, me pidieron que la respetara. Al enterarme del asunto, ya que era novata en el festival, les enseñe la credencial y me pidieron disculpas quedándose así en una lección aprendida para ambas partes, yo llevar visible la credencial y ellos, preguntar por ella.

Wacken (Foto: Itsaso Urkia)

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Valorar realmente la capacidad de una mujer en lo que se proponga, es decir, dejar de un lado el género de la persona y valorar las capacidades que tiene. Se puede aplicar a músicos, fotógrafas, redactoras, managers, promotoras, etc. Dar oportunidades a más mujeres que quieran intentarlo sería la medida mas equitativa.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Hasta el punto que cada uno lo considere. Yo no creo que influya, como fotógrafa veo tras el objetivo la actitud de cada persona, más allá de su imagen. Todavía a día de hoy, el aspecto o imagen de una mujer influye para que sus proyectos triunfen, sea la industria musical, sea cual fuere, desgraciadamente.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

Sí. Constantemente la gente opina sobre tu aspecto, pese a que no les hayas preguntado. Incluso se me ha llegado a insinuar que el trabajo que realizo no es la razón de mi presencia en la industria, sino mi imagen y aspecto principalmente.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

A la cola para entrar a un foso, cuando estaba con la directora del medio, los fotógrafos que antecedían nos informaron amablemente de que no era la cola para el backstage. En otra ocasión, un individuo me estuvo persiguiendo para cogerme y alzarme entre sus brazos y lo consiguió hasta en 4 ocasiones pese a que yo huía de él, o lo intentaba. Miradas, gestos y palabras obscenas e incluso tocamientos he tenido que soportar, pero creo que lo más notable podría ser la infravaloración que se puede llegar a apreciar por diversa gente en el mundo, mayoritariamente por parte de hombres.

Iria López (The Metal Circus)

Me llamo Iria López y soy una fotógrafa gallega de 24 años. Mi lugar en el mundo de la música es en los fosos, donde puedo unir mis dos grandes pasiones: la fotografía y la música. Supe que era lo mío cuando estudiaba Fotografía y me llevaba la cámara a todos los conciertos. Unas cosas llevaron a otras y al final he acabado teniendo la oportunidad de hacer lo que me gusta, capturar instantes que reflejen cómo es la música en directo.

¿Qué diferencias notas por el hecho de ser mujer respecto a los hombres en este mundillo?

A veces se percibe un trato condescendiente hacia nosotras. Como la mayoría de integrantes de bandas y de público son hombres, muchas veces se trata a las mujeres diferente, como si estuvieran haciendo algo fuera de lo común en una mujer. Cosas como llevar merchandising de bandas y que cuestionen tu conocimiento sobre ellas, que te aparten intencionadamente de un moshpit “por si te hacen daño”, insinuar que vas a un concierto sólo porque te gusta el físico de un músico, o mismamente que se vea como algo destacable el hecho de que una mujer toque un instrumento o cante en una banda (especialmente si hace guturales). Hace poco, Larissa Stupar (Venom Prison) declaró muy acertadamente en una entrevista que “female-fronted no es un género”. Y es cierto, ¿por qué se ha de etiquetar así a una banda cuya líder es una mujer por el hecho de serlo y no por el género que toquen, como al resto de bandas lideradas por hombres?

¿De qué manera crees que podría haber más mujeres en la escena? (Poblada mayoritariamente por hombres)

Creo que ese tipo de comportamientos anteriormente mencionados deberían desaparecer, así como la sexualización y todo tipo de clichés que al final no hacen más que incomodar y desanimar. De todas formas, el hecho de tener cada vez más ejemplos de figuras femeninas dentro de este campo anima a otras mujeres a investirse en él. Por ejemplo, la representación que tienen Tatiana Shmaylyuk, Alissa White-Gluz, Nita Strauss, Lzzy Hale, Reba Meyers, Larissa Stupar, Maria Brink, Orianthi… y un largo etcétera de artistas femeninas integrantes de bandas exitosas puede servir de ejemplo e inspiración a otras mujeres y aumentar la participación en bandas, por ejemplo. En cuanto al público, éste espacio debe ser un lugar seguro y libre de agresiones sexuales o comportamientos inadecuados, para que cualquier mujer pueda disfrutar de un concierto sin la preocupación de sufrir ningún percance.

Iria López

¿Consideras que es necesario que haya más mujeres en el mundo de la música?

Más que eso, diría que es necesario que se de más visibilidad y oportunidad a artistas femeninas en este mundillo donde la mayoría son hombres. Porque haber, hay muchas. Es necesario tener más representación para alcanzar una mayor normalización, porque aunque es cierto que cada vez son más las artistas femeninas que logran hacerse un nombre, todavía siguen siendo una minoría. Por ejemplo, es tan sencillo como mirar cualquier cartel de un festival de metal y darse cuenta de que la inmensa mayoría son grupos formados exclusivamente por hombres.

¿Qué medidas crees que podrían tomar las empresas del sector para fomentar la presencia de la mujer en la música?

Como comentaba anteriormente, dando visibilidad y oportunidad a artistas femeninas. No solo sobre el escenario, sino también en los numerosos puestos de trabajo que la música puede generar.

¿Hasta qué punto crees que la imagen/aspecto físico influye en una mujer para que su proyecto musical triunfe? (Algo que en el apartado masculino parece no tener relevancia)

Hay mujeres que hacen un trabajo musical de gran calidad, pero por desgracia, por parte de ciertos perfiles de público se juzga más sobre su físico. O se mira con lupa la ropa, el maquillaje y el peinado que llevan en un concierto, cosas que por supuesto cada una es libre de lucir como quiera. Mientras que, por otra parte, los músicos masculinos pasan más desapercibidos en este sentido y nadie los critica. Con ello hay que hablar de la sexualización hacia la mayoría de estas mujeres, dejando en un segundo plano lo realmente importante: sus capacidades artísticas.

¿Has llegado a sentir presión por alcanzar o mantener una imagen que sea atractiva para el público?

Yo personalmente no, porque mi trabajo está detrás de la cámara. Pero estoy segura de que esa presión existe para las que sí están de cara al público.

¿Cuál es la situación más desagradable que has vivido por el hecho de ser mujer en el mundo de la música? (Si es que la ha habido)

Una vez, comencé a colaborar con un medio web para hacer reseñas, crónicas y fotos de conciertos. Quien lo gestionaba, me pidió que en la foto de mi perfil (que se veía debajo de cada publicación que yo hacía) pusiera una donde “saliese guapa para que te vean bien”. A ningún compañero hombre le dijo lo mismo. También está el típico miembro de una banda que se piensa que vive en el libro de Mötley Crüe y todas las mujeres quieren ser sus groupies.

The Metal Circus