El ex vocalista de Accept afirma que el peor error de su carrera fue perder los derechos del nombre de la banda que creó.

A pesar de que Udo Dirkschneider estuvo presente en la creación de Accept, no era consciente de la importancia de los papeles que estaba firmando. Ese momento marcaría su final de la banda, momento en que fue expulsado de su propio proyecto y se dio cuenta de que los derechos del nombre de Accept correspondían legalmente al guitarrista Wolf Hoffmann y no había nada que pudiera cambiar la situación.

El mayor error de su carrera

El ex vocalista de Accept habló en una reciente entrevista con Simfonia Metàl-lica sobre su carrera y los errores que han podido marcarla. Udo Dirkschneider lo tiene claro: “Puedo decírtelo. Esto es lo único sobre lo que no estoy feliz. Estaba creando el nombre Accept. Y luego, cuando llegamos, digamos en el ’80, ’81, tuvimos que firmar muchos documentos. A veces no estás realmente mirando. Al final, cuando me echaron de mi propia banda, encontré un papel que decía que todos los derechos del nombre de la banda iban para Wolf Hoffmann. Y es algo importante, para mí. El nombre está normalmente en mí y no en Wolf Hoffmann”.

De esta manera, explica que una confusión en la firma de papeleos en el comienzo de su carrera le hizo perder los derechos del nombre de su banda ante el guitarrista Wolf Hoffmann cuando expulsó a Udo de Accept. Esta situación fue el mayor error de la carrera de Udo, ya que se sintió dolido cuando no solo fue expulsado de la banda que fundó años antes, sino que perdió los derechos del nombre de su propio proyecto ante su compañero Hoffmann. Todo fue debido a una confusión en la firma de documentos, tal y como explica Udo.

La vida sigue con U.D.O.

A pesar de todo, y de asumir que perder el nombre de Accept fue el mayor error de su carrera, no tiene malas palabras hacia el guitarrista Wolf Hoffmann. De acuerdo con Udo, es un gran guitarrista y un buen tío. Además, considera todo lo sucedido como historia, como parte del pasado. Su siguiente etapa con U.D.O. fue positiva para él, además todavía puede tocar canciones de Accept en directo si así lo desea. También trabajó con algunos integrantes de Accept en otros proyectos, como la creación de la canción “Where The Angels Fly” que, de acuerdo con Udo, suena más a Accept que la propia banda.

A pesar de que no guarda rencor y lo considera un gran artista, asegura que la posibilidad de una reunión con Accept no existe. Además, culpa de la confusión que sufrió con la cesión de derechos a la esposa de Wolf, manager de Accept en aquel entonces, por lo que no culpa a Hoffmann por lo sucedido a pesar de haber sido el beneficiado de la situación. De acuerdo con Udo, la manager de Accept manipularía la situación para beneficiar a su esposo. Sin embargo, la situación todavía afecta a Udo, que formó la banda años antes de firmar esos papeles que le harían perder los derechos de su nombre en favor de Wolf.