Que una celebridad opine de forma pública sobre política no es algo que le guste a mucha gente. El batería de Mötley Crüe defiende su libertad a la hora de hablar de ciertas cuestiones.

El batería de Mötley Crüe, Tommy Lee, ha defendido su derecho a hablar sobre temas políticos ya que culpa a la situación que se vive en Estados Unidos porque mucha gente no habla. No es la primera vez que hace público su descontento por las acciones del presidente de su país, Donald Trump.

Libertad para hablar de política

Tommy Lee defiende la libertad para hablar de cuestiones políticas en una reciente entrevista con Alternative Press. El batería de Mötley Crüe ha criticado en muchas ocasiones al presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, y al ser considerado una celebridad pública, no es algo que guste a muchas personas de su entorno e incluso a muchos de sus fieles seguidores.

“¿Sabes qué? Lo entiendo. Hay seguidores de Mötley Crüe de todo tipo de colores, religiones y razas. También hay un montón de fans que apoyan a Trump. No sé por qué, pero hay muchos”, comenta Lee. “Y no se me permite tener una opinión, porque los fans me dicen: cállate la boca y quédate detrás de la batería. Eso me fastidió muchísimo porque, espera un segundo: No puedo decir cómo me siento sobre este jodido tipo. No puedo decir cómo creo que está destrozando todo lo que toca. ¿Solo necesito callarme y seguir tocando la batería?”

“Estoy seguro de que personalmente, he perdido algunos fans”, continuaba contando. “¿Y sabes qué? Por otro lado, probablemente gané algunos. Es algo extraño de lo que hablar. Pero, al final del día, es solo una jodida opinión. No sé qué más decir. ¿Se supone que no debo decir nada? Quiero decir, es por eso que estamos en la situación en la que estamos ahora. Mucha gente no habla”.