Pelle Forsberg no podrá girar con la banda después de que las autoridades le negaran la entrada a Estados Unidos. Unas búsquedas en Google y unas fotos en su móvil fueron el detonante.

Watain de gira por Estados Unidos como cuarteto

No las han tenido todas consigo los suecos Watain en el inicio de su nueva gira por Estados Unidos acompañando a Morbid Angel. La banda ha tenido que iniciar el tour como cuarteto después de que a su guitarrista Pelle Forsberg se le negara la entrada al país. El “The 2019 USA Sickness Tour”, comenzó el pasado jueves 21 de noviembre en Houston, Texas y terminará el próximo 21 de diciembre en Ft. Lauderdale, Florida.

Watain informaba a través de sus redes sociales que “las autoridades estadounidenses han decidido prohibir que el guitarrista de Watain, Pelle Forsberg, ingrese en su país. Erik, Alvaro, Hampus y Emil acaban de llegar a Estados Unidos después de una semana de incertidumbre”. En dicho comunicado la banda de black metal explica que Forsberg fue detenido, encerrado en una celda e interrogado durante toda una noche para después anularle el visado que ya tenía aprobado. Posteriormente fue deportado a México, donde había estado de vacaciones antes de sumarse a la gira.

Siguen relatando que “esta decisión radical y tomada por un agente de aduanas al azar que estaba de servicio ese día, se basaba en búsquedas de Google de Watain realizadas durante el encarcelamiento de Pelle, así como en imágenes privadas de motos, caza y varias cosas relacionadas con el satanismo, el Black Metal y la contracultura en general encontradas en su teléfono móvil. Cosas que este oficial no entendió, o no quiso entender. Como si esto no fuera suficiente, las autoridades fronterizas de los Estados Unidos también decidieron dirigir sus sospechas hacia el resto de la banda, un día antes de la fecha programada para partir, obligándonos a descartar nuestros billetes y quedarnos en casa”.

A pesar de todos estos problemas, la banda no quería cancelar esta gira de ningún modo, así que ” después de varios días y noches de trabajo duro e insoportable y obviamente ridículamente costoso por parte de abogados y directivos, finalmente nos dieron permiso para que los otros cuatro miembros de Watain entraran a los Estados Unidos. Esto significa que Watain se verá obligado a actuar como cuarteto en esta gira, con Alvaro en la guitarra y Erik al bajo y la voz”.

Aunque la banda no quiere dar lástima como bien aclaran en su comunicado, piden la compresión de sus seguidores, y señalan que “si quieres apoyar a Watain en este momento crítico, ve a los conciertos y compra merchandising que ahora será más apreciado que nunca, ya que el daño económico es bastante severo. Aparte de eso, toda esta debacle solo nos ha llenado de más ira y fuerza, para desatarla en los 26 shows que tenemos por delante”.

Nada ilegal en su teléfono

“Pelle no tenía nada ilegal en su teléfono. No se comportó de manera sospechosa o provocativa. Todo esto se reduce a un malhumorado oficial que hace las últimas horas de su turno y desaprueba la apariencia, la vida privada o las formas de expresión de Pelle”, especifica la banda nórdica. “Nos gustaría recordar que esta no es una historia de los soviet de los años 80, esta es una política fronteriza administrada por Trump en los Estados Unidos de hoy. Esto es lo que se obtiene con un simio imbécil, cristiano y racista que gobierna la nación que la defiende a toda costa de cualquier cosa que pueda considerarse extraña y, por lo tanto, inaceptable y potencialmente peligroso”.

Por su parte, en otro comunicado, Pelle Forsberg cuenta que “todo esto comenzó con unas vacaciones personales en México para experimentar el Día de los Muertos, antes de ir a Estados Unidos para comenzar a reconstruir el espectáculo para esta gira. Aparentemente me detuvieron en el control fronterizo de Atlanta. Me marcaron con bandera roja porque ya tenía un billete de regreso a México al día siguiente (es más barato conseguir el billete así). Pero bueno, no tuve ninguna mierda y todos los papeles y visas estaban bajo control. Pero luego procedieron a revisar mi teléfono para ver quién era yo básicamente. Después de eso, fui interrogado por 4 oficiales diferentes durante 7 horas. Luego me pidieron que completara un formulario donde respondí que ‘sí’ había sido maltratado por cualquier oficial, y luego se desató el infierno. ¡Nunca en mi vida había tratado esta mierda! Sin información, sin llamadas telefónicas, si pregunté algo me gritaban que estaba bajo sus reglas. Me arrojaron a una celda con solo una bolsa de frijoles como cama al lado de un inodoro. Las luces estuvieron encendidas toda la noche durante 8 horas”.

“No tengo cosas ilegales en mi teléfono ni antecedentes penales. Por supuesto, algunas fotos pueden ser molestas para ‘personas normales’. No vivo una vida normal”, explica el guitarrista sueco. “También comenzaron a buscar en Google Watain y, por supuesto, se toparon con estas tonterías de poca vida que acusan a Watain de ser una banda nazi. Esta mentira fastidiosa no me ayudó en esta situación. Al final, se trata de un oficial de fronteras que no le gustó lo que vio y leyó en Internet, ¡quien a su vez decide que yo, uno de los miembros fundadores de Watain, no puedo unirme a este tour!”.