Siguen jugando los norteamericanos con sus seguidores. Aunque se esperaba su nuevo trabajo para este año, Maynard James Keenan confirma que será el próximo.

Los seguidores de Tool se las prometían muy felices, ya que no han sido pocas las voces desde el entorno de la banda, que fijaban la publicación del nuevo disco de Tool este año. Es más, se barajaba que podría estar listo en el pasado mes de mayo. Pues no; habrá que esperar un poco más para la esperada entrega de los estadounidenses. El nuevo disco de Tool estará para 2019.

A comienzos de este mismo año, su batería Danny Carey, nos informaba a través del medio irlandés Overdrive, sobre el progreso de las sesiones de composición del nuevo material:

“Sí, hay mucho material que ya está hecho, así que estamos tratando de entrar al estudio bastante rápido. No nos limitamos a pasar el rato aquí en Hollywood, trabajamos mucho todo el tiempo”.

Pero ahora, su vocalista Maynard James Keenan afirma que “habrá nuevo disco de Tool el próximo año”. Lo hizo durante la ceremonia de entrega de los premios de la revista Metal Hammer Golden Gods Awards, que se llevó a cabo el pasado 11 de junio en el O2 de Londres.

De nuevo, y ya van unas cuantas veces, Tool juegan al despiste con su próximo trabajo de estudio. Mientras tanto, los fans siguen comiéndose las uñas.

Tool en su última gira en España. Hace millones de años.

Tool estrenaron nuevo material después de muchos años

Lo que sí está claro que la banda, por fin, se ha centrado en su próxima entrega. A finales del pasado mes de abril,  pusieron en circulación un extracto de una nueva canción. Se llama “Descending”, y aparecía en un vídeo promocional para la próxima gira de clinics de la banda (ya que Keenan está bastante ocupado con A Perfect Circle).

La canción ya había sido interpretada en directo en los último y puntuales conciertos de la banda. Obviamente, se espera que se incluya en su esperado nuevo álbum. Según ha ido publicando a través de las redes sociales, llevan varios meses en el estudio dándole forma al sucesor de “10,000 Days” de un lejano 2006.