Desde que se separó de la banda de Iowa en diciembre de 2013, ambas partes mantuvieron en silencio las causas de su salida. Ahora, el propio batería, en un discurso, desvela los motivos.

El ex batería de SLIPKNOT,  Joey Jordison ha desvelado que ha estado luchando contra la mielitis transversa, un trastorno inflamatorio que le restaba capacidad para tocar la batería.

Desde que se separó de SLIPKNOT en diciembre de 2013, ambas partes mantuvieron en silencio las causas de su salida.

El pasado lunes 13 de junio, en la recogida de los premios Hammer Golden Gods Awards en Londres, Inglaterra, Jordison dio un emotivo discurso en el que habló por primera vez sobre su salida de la banda de Iowa:

[…] Quiero alabarlos a ellos también, por lo mucho que hemos logrado en la vida. A cada uno de ellos, solo les deseo suerte. Porque lo que hemos creado en los sótanos de Des Moines, Iowa, nunca será igualado. […]  Hacia el final de mi carrera en SLIPKNOT, me puse muy, muy enfermo, con una terrible enfermedad llamada mielitis transversa. Había perdido el control de mis piernas. No podía tocar más. Era una forma de esclerosis múltiple, que no se la deseo ni a mi peor enemigo. Tuve que ir al gimnasio a seguir una terapia para superar esta mierda. Y si pude hacerlo, vosotros podéis hacerlo. Es lo más difícil que he hecho en mi vida. […] Para las personas con esclerosis múltiple, mielitis transversa, y todo eso, yo soy la prueba de que se se puede superar esa mierda.”