El cantante estadounidense opinaba sobre el resurgimiento del grunge a principios de la década de los '90 en una reciente entrevista.

Mucho se ha hablado y escrito sobre el resurgimiento del grunge a comienzos de los ’90 y cómo afectó a otro tipo de música como el heavy metal. Bandas como Soundgarden, Alice In Chains, Pearl Jam o Nirvana ganaron una popularidad increíble en pocos años y hay quienes culpan a estas bandas de acabar con grupos de glam metal entre otras. El cantante de Twisted Sister reflexiona sobre ello en una reciente entrevista.

Dee Snider recuerda el grunge

El cantante de Twisted Sister, Dee Snider, opinaba sobre el resurgimiento del grunge a principios de la década de los ’90 con Ultimate Guitar. Dicho movimiento musical y cultural obligó a la mayoría de las bandas de hard rock a abandonar la radio y la preciada MTV, con la caída de las ventas de discos y giras correspondiente.

El caso es que Dee Snider tiene muy buena opinión de Nirvana: “Me encantaron. Cuando salieron, ni siquiera se llamaba grunge. Y esto es lo que pasa con las etiquetas, incluso el heavy metal, el punk, el hair metal, esos no son etiquetas elegidas por los artistas; son elegidas por los periodistas y generalmente tienen una connotación negativa. Por lo general es como una forma de menosprecio. […] Esto es un hecho. Soy viejo. Sé que esto es un hecho: si llamabas grunge a Soundgarden o Pearl Jam se volvían físicamente violentos contigo. Solo eran unas bandas de rock. Y en todo caso, Soundgarden y Alice In Chains eran bandas de metal. Estaban de gira con Ozzy Osbourne. Algunos periodistas lo definieron; lo encasillaron y lo llamaron así”.

Al contrario que muchos de sus coetáneos, el vocalista no culpa al grunge de la caída del hard rock. “No culpo a la música; el hair metal se hizo solo. Se comercializó demasiado, después se desconectó y se convirtió en power ballads y canciones acústicas, y ya no era metal. Tenía que irse, tenía que cambiar”, opinaba Snider.