El 10 de febrero de 1962 nació en Castro Valley, California, el recordado bajista de Metallica Clifford Lee Burton, más conocido como Cliff Burton.

Primeros pasos

Cliff nació en una familia humilde, criado por unos padres hippies, adoptando de ellos su imagen, sus ideales y su actitud. Su familia la completaban dos hermanos mayores: David Scott y Connie. Con tan solo 6 años ya comenzó a indagar en el mundo de la música, comenzando a tomar clases de piano. El 19 de mayo de 1975 su hermano murió por culpa de una aneurisma cerebral. Fue por esto que Cliff Burton se decidió a tomar clases de bajo, convencido de que llegaría a ser mejor bajista que su hermano. Su aprendizaje no fue rápido, ya que al comienzo sus padres no pensaban que fuera a llegar a ninguna parte, pero después de seis meses demostró que valdría la pena darle una segunda oportunidad, dejando atrás a su profesor y tomando clases con otro nuevo, llegando a ser instruido con el músico de jazz Steve Doherty entre septiembre de 1978 y enero de 1980.

La leyenda

Burton tocó en un grupo llamado Taruma hasta que en 1982, Lars Ulrich y James Hetfield entraron en un local en el que estaba actuando la banda y al verle ejecutar un solo de bajo (confundiéndolo al principio con el de una guitarra) decidieron que ese era el hombre que tenía que ocupar el puesto que había dejado Ron McGovney en Metallica. Pero no fue simplemente tomarse unas cervezas entre los tres y a tocar, ya que Cliff no quería irse al sur de California, pero siguieron telefoneándose y fue a algunos ensayos, convenciendo finalmente a la banda para que se establecieran en San Francisco.

Metallica con Cliff Burton

Pudimos disfrutar de Cliff desde el principio, con “Kill ‘Em All”, pero 9 de los 10 cortes del disco ya estaban compuestos y casi terminados, solo tuvo que tocar su parte con el bajo. La única verdadera colaboración en el disco es en el tema “(Anesthesia) Pulling Teeth”, donde podemos disfrutar de un solo de bajo que fue compuesto por él. En 1984 vio la luz el segundo trabajo de estudio de Metallica “Ride the Lightning”, en el que si podemos disfrutar más de la influencia musical de Burton, sobre todo en “The Call of Ktulu” y “For Whom the Bell Tolls”.

En 1986 vio la luz una obra maestra, el que para muchos es el mejor disco de thrash metal de la historia, obviamente estoy hablando de “Master of Puppets”, siendo este disco el que más participación recogió del bajista, siendo “Orion” mayormente compuesta por él, además de tener también una gran parte del mérito de componer el tema homónimo del disco. Este lanzamiento permitió a Metallica hacer una gira telonenado a Ozzy Osbourne por Estados Unidos y luego viajar hasta Europa, aquel maldito viaje.

Adiós, vaquero…

Metallica se presentó en Estocolmo, Suecia, el 26 de septiembre como parte de la gira de presentación de “Master of Puppets”. Cuando el concierto terminó, la banda cogió el autobús que los llevaría hasta su siguiente destino: Copenhage, Dinamarca. Como era costumbre, la banda sorteó con unas cartas los puestos en los que iban a dormir cada uno, ya que todos querían dormir en la cama del guitarrista Kirk Hammett. Cliff sacó el as de picas, tocándole la deseada cama.

Fue alrededor de las 6:15h de la mañana cuando el conductor perdió el control del autobús, tratando este de enderezar el volante y volver al carril, comenzó a patinar fuera de control y rodó varias veces antes de parar. Cuando la banda salió del vehículo se percataron que debajo del vehículo se encontraba la parte superior del cuerpo de Cliff, habiendo sido este aplastado por la mole de metal de la espalda hacia arriba.

Según el conductor, el autobús derrapó debido a las placas de hielo que había en la carretera, pero según el líder de la banda, Hetfield recorrió una distancia considerable del tramo recorrido sin encontrar ninguna de las mencionadas placas. El informe del accidente declaró que la causa de la muerte fue una compresión torácica con una contusión pulmonar. Terminando así, lamentablemente, la vida de un bajista prometedor, que a día de hoy, muchos recuerdan como el mejor bajista que tuvo Metallica.

Pablo Ruiz