Completamos los diez años de los 90 con una de las entregas más largas y con mayor número de colaboradores

 

Todo lo que comienza tiene un final. Llegamos a 1999 con los últimos colaboradores de este reportaje y tres grupos que ya hubiéramos visto antes. De VITA IMANA contamos en esta ocasión con Javier Cardoso; un segundo cantante, Pablo Monteagudo de UZZHUAÏA, mientras que de ANKOR, presentes en el anterior capítulo, está presente su otro guitarrista, Fito Martínez. Representando EMBELLISH y ROMANTHICA, su cantante David Gohe; con los primeros ha estrenado su videoclip ‘Valley of Broken Smiles’, adelanto de ‘Blindead’, su nuevo álbum, mientras que los segundos están a punto de debutar tras haber grabado el disco en los estudios Ghostward de Estocolmo. Poco antes de marchar allí le entrevistamos, contándonos los proyectos del grupo.

Tras él, mucho guitarrista en esta ocasión, de la mano de Txus Rosa de AS MY WORLD BURNS, que tienen puesto en descarga gratuita su último EP, ‘Mistakes Art Gallery’. De DESPUÉS DE TODO tenemos a Sánchez; los de Zaragoza han estado presentando este año ‘El camino de los Olvidados’, que vio la luz a finales de 2011. En las últimas semanas encontraron un nuevo batería para completar su formación, y entre sus próximos compromisos destaca el concierto el día del Pilar jugando en casa. También está presente una de las formaciones de death melódico más emergentes de nuestro panorama, RISE TO FALL, con Hugo representando a la banda. Hace unos meses sacaban ‘Defying the Gods’, al que le ha acompañado el vídeo de ‘Whispers of Hope’, y hace pocos días mostrábamos una entrevista con él donde repasaba la escena estatal.Y si en otros capítulos ha habido relaciones de grupos comentando discos de gente con la que han compartido escenario, para esta ocasión las casualidades vienen de la mano de DARKNOISE y su cantante, Jesús Maciá. Han estado grabando un EP en inglés este verano, ‘Insomniac’, versiones de algunos de sus propios temas de ‘Insomne’. Para terminar, Álvaro Longarela de una de las formaciones (que al menos yo considero) más prometedoras de nuestra escena, SOMA’S CURE. Han estado grabando la continuación de ‘Parseval’ en los estudios Sadman junto a Carlos Santos, así que su calidad está asegurada; hace unos meses ya adelantaron material con el vídeo de ‘Bitácora’. Además, no podría haber terminado este proyecto con una frase más acertada.

 

CHILDREN OF BODOM – Hatebreeder, por Txus Rosa de AS MY WORLD BURNS (Web / Facebook)

A finales de los 90 era una metalero que después de mamar thrash, power germano, soportar la horda nu metal y machacar mi guitarra… necesitaba aire fresco, algo nuevo: Death Melodico. CHILDREN OF BODOM no serán los mejores ni los más puros en el estilo, pero este disco es una autentica pasada en su totalidad. Desde el principio con la intro de la pelicula Amadeus (“From now on we are enemies… you and I”), que precede a ‘Warheart’, ya se ve que estos   jovencitos no iban en broma: blastbeats, una melodía desquiciante tirando a black metal y de repente la voz de Alexi Laiho cortando todo. Desde ese mismo instante sabía que me iba a encantar el disco. Mezcla de Death, Black, melodía y música clásica. No hay más que ver como se manejan con sus instrumentos, sobre todo Alexi y su guitarra junto a Janne Warman  en los teclados.

El segundo corte, ’Silent night, Bodom night’, es un bofeton a 200 en toda la cara, siguiendo sus melodías increíbles; y encima, mientras canta, piques entre guitarra y teclado a toda velocidad. El tema título, otro balazo que tiene uno de los mejores solos de Alexi.  ‘Bed of Razors’, ‘Towars Dead End’, ‘Black Widow’ y ‘Wrath Within’ dejan el pabellón muy alto, pero es que los dos temas que cierran el disco son absolutamente increíbles. ‘Children Of Bodom’ es toda una declaración de intenciones de lo que son COB, guitarras afiladas, riff cortantes, fraseos acrobáticos y estribillos demoledores. Y por último, la joya de la corona: ‘Downfall’, el que fuera single del disco y la canción más increíble de todas, la más oscura y la más trabajada.

 Sin duda alguna es uno de mis discos favoritos del género y el mejor disco del grupo.

Tema destacado: ‘Downfall’

Discos relacionados: IN FLAMES – Colony / ARCH ENEMY – Stigmata / SOILWORK – Natural Born Chaos

 

SOBER – Morfología, por Jesús Maciá de DARKNOISE (Web / Facebook)

‘Morfología’ es sin duda el disco que dio a SOBER el salto para ser la banda tan reconocida que son hoy, la primera piedra de una gran obra, y su primer disco bajo ese nombre. Siempre he oído que forma parte de los diez mejores discos de este país y creo que están en lo cierto; desde entonces han conseguido lo que se han propuesto, y siempre de la mejor manera. Es un álbum que tiene temas de todo tipo, más directos como puede ser ‘Loco’ (la que mejor refleja a SOBER en vivo, en estado puro), mas pensados como ‘La Prisión del Placer’, con contenido social, véase ‘¿Qué hice mal?’, con un sonido impresionante, y mostrando las bases de ese nuevo rock, del cual son pioneros en España y del que surgen muchas bandas que se mueven alrededor de este estilo tan marcado y reconocible. Sin duda, ‘Morfología’ debe formar parte de la colección personal de discos de un buen rockero. Desde un punto de vista más cercano, DARKNOISE, y yo en su nombre, hemos tenido la oportunidad de compartir escenario muchas veces y algunas de ellas en la gira tributo a este trabajo. Es importante sentir que formábamos parte de un acontecimiento tan importante para el rock, y compartir con ellos esos momentos, celebrando sus éxitos en la música, como la entrega del disco de oro en Madrid y que pudimos disfrutar en vivo. En resumen, SOBER se reencuentra con su público más puro, el de los primeros años y los que se sienten privilegiados (por supuesto que lo son) por descubrir los encantos de esta banda antes de que llegasen las grandes masas y el gran público, como el gran secreto que después compartirían con todo el mundo.  

Tema destacado: ‘Loco’

Discos relacionados: DARKNOISE – Insomne / NICKELBACK – Silver Side Up / A PERFECT CIRCLE – Thirteenth Step 

 

MUSE – Showbiz, por Varo Andrés

Recuerdo perfectamente el leer en una revista una entrevista/reportaje sobre MUSE donde los comparaban a RADIOHEAD, vendiendo al grupo como una especie de herederos que seguían su estela. El caso es que me llamó tanto la atención, que compré el álbum a ciegas; ni youtube para ver un vídeo, ni redes sociales para echar un oído a alguna de sus composiciones. De repente ‘Showbiz’ se convirtió en uno de mis discos favoritos. El piano melancólico con el que empezaba ‘Sunburn’, la desgarradora ‘Muscle Museum’, el cambio con un aire más alegre de ‘Fillip’… para mí no se parecía al grupo de Thom Yorke, pero me encantaban. ‘Showbiz’ era un disco de contrastes, personificados en el tema que lo daba título, que daba una idea perfecta de lo que nos ofrecía el grupo: partes lentas mezcladas con otras más enérgicas y guitarreras en las que la voz de Matt Bellamy se convertía en protagonista; una voz peculiar que pronto destacaría. Y no sólo en un tema, porque si comparamos la balada (casi canción de cuna) ‘Unintended’ con ‘Uno’ volvemos a encontrar esos dos lados diferenciados que crean el equilibrio del grupo; increíble el sonido que sacaban siendo un trío. MUSE seguramente sean, a día de hoy, la “última gran banda” que ha dado el rock de cara a llenar estadios como tantos otros han hecho antes que ellos. No lo fueron con este disco, pero todo lo que ha venido después han sido pasos de gigantes hacia un público cada vez mayor. Capaces de agradar a una audiencia de lo más variado, en los últimos tiempos han experimentado con su sonido, dejando de lado la crudeza de sus primeros trabajos.

Tema destacado: ‘Muscle Museum’

Discos relacionados: MUSE – Origin of Symmetry / RADIOHEAD – Ok Computer / FOO FIGHTERS – There Is Nothing Left to Lose

 

LIMP BIZKIT – Significant Other, por Sánchez de DESPUÉS DE TODO (Facebook)

Partiendo de la base que es un grupo que hoy en día ya no escucho de hecho no he escuchado ni su último álbum, 'Gold Cobra'… pero bueno, eso no quita para que este álbum me encante y flipara cuando salio allá por el 99, yo era fanático de este grupo y durante unos años fueron los reyes. Hablando un poco del disco que nos ocupa para mi aunque hubiera salido a la venta con solo dos temas como son 'Nookie' y 'Break Stuff' me lo hubiera comprado (jaja) que temazos!! Con el primer tema del disco'Just like this' ya te dan ganas de ponerte a botar y cuando entra el riff del Sr Borland ¡¡¡ya te cagas!!! Para míuno de los grandes guitarristas del metal y el 70% de la banda. Le sigue 'Nookie' absolutamente brutal uno de sus mejores temas sin duda…¡¡¡pero qué afinación lleva la guitarra en esa tema!!!Por si esto no fuera poco el tercer tema del disco es mi favorito 'Break Stuff,'si me dieran 1 euro por cada vez que lo he escuchado o visto el video clip tendría un BMW aparcado en mi puerta. Otro tema que me encanta es 'Nobody like you' con la colaboración de Jonathan Davis de KORN y Scott Weiland de STONE TEMPLE PILOTS. en definitiva echando la vista atrás y recordando lo que senti cuando lo escuche es un pedazo de disco,aunque hoy en día sea de la opinión de que se podrían quedar en su casa….

Tema destacado del disco : Break Stuff

Discos relacionados: KORN - Follow the Leader / LINKIN PARK – Hybrid Theory / NDNO - Quatro

 

SLIPKNOT – Slipknot, por Javier Cardoso de VITA IMANA (Web / Facebook)

Por varias razones, este álbum debut de los de Des Moines aportó algo nuevo al metal moderno de finales de los 90’. La mezcla de samplers, percusión adicional y una puesta en escena inigualable, le dieron ese toque muy fresco a la nueva oleada de bandas extremas. Con un sonido seco, desquiciante en algunos pasajes del disco, ritmos frenéticos a cargo de su genial batería Joey Jordison, y el carisma de Corey Taylor a las voces, hacen de ello un disco brutal, lleno de rábia, mucha fuerza en sus composiciones ,velocidad y riffs hardcore.   Su single de lanzamiento (o al menos el que tuve la oportunidad de escuchar primero) ‘Spit It Out’, clasificado incluso en la rama del nu-metal, ¡¡¡era devastador!!! Se convirtió rápidamente en un himno para la banda y perfectamente asociable a su fama de grupo muy enérgico sobre el escenario. Otro temazo pero con un corte más melódico fue ‘Wait and Bleed’, no por ello menos impactante. También fue otro hit siempre en sus directos, acompañado además de ‘Surfacing’. Creo que estos temas fueron los que calaron en mi interior a la primera escucha.  

He de reconocer que aún así me costó algo de tiempo asimilar dicho álbum del todo, pero a medida que iba entendiendo su contenido, me di cuenta que era algo muy cercano a lo que yo solía escuchar con más regularidad en otros estilos y formas de entender el metal. Descubriendo una nueva banda que me hacía "enfadarme" cada vez que escuchaba sus riffs e intentaba cantar algunas de sus letras… que por cierto, algunas bastante difíciles, ya que el señor Taylor rapea como un animal arropado con las técnicas guturales (que yo siempre había soñado hacer algún día con una banda). Después de empaparme de este maravilloso disco y ver sus videoclips, me acercó más aún haciendo acto de mis pensamientos, bien reflejados en cómo me imaginaba a esta banda en directo. Aquella inquietud y ganas de verlos sobre las tabla se disipó rápidamente porque cuando me enteré de su visita a nuestro país no pude asistir a dicho concierto, y la sensación fue de rábia. Tenía muchas ganas de ver estos temas junto a su puesta en escena. No me equivocaba ya que me contaron con detalle como fue esa noche y eso le dio más fuerza si cabe a mi sensación con este álbum. Un álbum largo de duración, pero que no te deja indiferente en ningún momento, al igual que su aclamado ‘Iowa’. En esa ocasión si fui a comprobar lo que tanto deseaba… y se cumplió con creces. Esos temas cargados de odio, sus integrantes daban incluso miedo escénico ante tanta barbarie  musical, con un papel bien interpretado por todos sus miembros. ¡Los temas caían uno a uno plasmando esa brutalidad y llenos de imágenes que nos sacudían una y otra vez! No sabías dónde mirar, la conjunción era perfecta.  

En definitiva, creo que ‘Slipknot’ es un trabajo muy completo y que capta perfectamente lo que es la banda en pleno directo. La producción a cargo de uno de los mejores productores del momento, Ross Robinson (KORN, DEFTONES, SEPULTURA,F EAR FACTORY…), que le da ese toque crudo, diría incluso algo "garaje". A la conjunción de la música y actitud de la banda también destacaría su atrezo personal, que si bien otras bandas lo habían hecho antes (sobre todo en el género death), SLIPKNOT aportaba algo casi inusual, ataviados con máscaras "horribles" le daban aún más, si cabe, ese toque demoledor. Creo recordar una anécdota que leí en una revista importante: la banda asistió a una entrevista de una radio, y cuando salieron de su furgoneta disfrazados con sus máscaras habituales, la policía creyó que iban a atracar en algún lugar de la zona, puesto que esto en E.E.U.U. es habitual… y más de las películas de acción. Se vieron sorprendidos ante dicho momento hasta que les dijeron a la fuerzas de seguridad que se trataba de una banda de metal… ¡¡IMPACTANTE!! Todo encajaba alrededor del grupo. Los fans estábamos estupefactos con su actitud de enmascararse en directo, pero tal vez más aún cuando nadie conocía sus rostros. Eso le daba más morbo al asunto; siempre hemos visto las caras de nuestros músicos preferidos y bandas, pero ellos conseguían "atarnos" a esa duda existencial. ¿Puro marketing? No lo sé…pero lo que sé es que estábamos ante una gran banda y grandísimo disco para ofrecernos justo lo que buscábamos.

Mi tema favorito no es el más conocido ó más común: es un corte del final del disco, con un riff principal que te corta la yugular. Muy rapeado con mucha intención de gritarte a la puta cara y escupirte estrofa tras estrofa. Hablo de ‘Interlooper’. Siempre lo llevo en el mp3 junto a otros como ‘Snap’, ‘Despise’ o ‘Purity’. Consigue ponerme muy cabreado. El estribillo es brutal a dos voces, los breaks de Jordison y las guitarras contundentes hacen de este corte de poco más de dos minutos un tema que refleja mucho la esencia de este discazo. El sampler también hace que sea más inquieto y novedoso.  

Tema destacado: ‘Surfacing’

Discos relacionados: MACHINE HEAD – The More Things Change / METALLICA – … And Justice for All / GODSMACK – Awake  

 

DAVID BOWIE – Hours…, por Pablo Monteagudo de UZZHUAÏA (Web / Facebook)

Si se hiciera una lista de los mejores discos de cada década, Bowie aparecería en todas a partir de los años 60…

Si se hiciera una lista de estilos musicales, Bowie aparecería en casi todos…

Si se hiciera una lista de los 10 musicos más influyentes de todos los tiempos, Bowie aparecería…

Su currículum debe asustarle incluso a él mismo. Conoces más canciones de Bowie de las que puedes pensar, pero… centrémonos en "Hours…"

En este disco Bowie realiza una pirueta imposible (otra más en su carrera), él que a tantos ha influenciado, consigue dar una vuelta más en el aire para influenciarse de aquellos a los que influeció. Y es que a Google deberían haberlo llamado Bowie, es el eterno buscador y gracias a su curiosidad tenemos este disco, un disco que es como una visión de lo que Bowie interpreta de los 90. Aqui encontrarás letras que reflexionan sobre el sentido de estar vivo, y no comprender qué sucede a tu alrededor, encontrarás melancolía, rebelión, también encontrarás temas acústicos (de esos que te hubiera gustado escribir a ti) como ‘Seven’, otros temas con acoples y guitarras elecrificadas hasta el límite como ‘The Pretty Things Are Going To Hell’ otros más atrayentes, atractivos e incluso épicos como ‘If I´m Dreaming My Life’ o genialidades como ‘Thursday´s Child’.

Si te apetece retarte a ti mismo y descubrir si en tu corazón musical hay o no hay sensaciones que nunca imaginarías que te gustarían escucha este disco. Porque David Bowie un día dejará de estar entre nosotros y todo el mundo reconocerá (falsamente) su amor por él, y le saldrán un montón de bastardos hijos musicales. Aunque aqui el que escribe prefiere declarar su amor por él en este momento, y auguro que dentro de 50 años se hablará de Bowie como hoy lo hacemos de Picasso, Dalí, Mozart, Beethoven, Einstein o Shakespeare.

Tema destacado: ‘Seven’

Discos relacionados: SOUNGARDEN – Down On The Upside / NINE INCH NAILS –  The Downward Spiral / TIN MACHINE – Tin Machine 

 

ANATHEMA – Judgement, por David Gohe de EMBELLISH (Facebook) y ROMANTHICA (Web / Facebook)

Por aquellos  años tres bandas del Reino Unido destacaban en la cima del doom metal: PARADISE LOST, MY DYING BRIDE y ANATHEMA. Tras la salida de ‘One Second’ de PARADISE LOST hubo muchos cambios musicales en sus carreras y en la de la mayoría de bandas de metal doom tales como THEATRE OF TRAGEDY, AMORPHIS etc. Todas introdujeron voces limpias y elementos de bases electronicas a sus futuros trabajos intentando aportar algo distinto a sus carreras, cada una con su singular estilo, sí, pero quizás una de las bandas que desde entonces no giró la vista atrás manteniendo un particular estilo que perdura hasta nuestros días, y sinceramente pienso que fue un cambio acertado, esos fueron ANATHEMA

Tras ‘Alternative 4’ volvieron con su quinto trabajo llamado ‘Judgement’. Un álbum menos oscuro que su antecesor pero no por eso deja de estar plagado de emociones que podrian causar el llanto al escucharlo incluso a aquellos que carecen de alma. Recuerdo que fue un trabajo que me marcó profundamente desde la primera escucha. Se dejaron atrás los pasajes más metalicos para dar rienda suelta a sonidos que sin duda estaban más cercanos a PINK FLOYD o RADIOHEAD, pero siendo todavía reconocibles en sus canciones. 

Creo que resulta difícil hacer un cambio de estilo tan radical como el que ellos hicieron y mantener la admiración y el respeto de los fans, pero sin duda ellos lo consiguieron. El secreto de esto creo que tiene un nombre y de hecho lo he tomado como ejemplo a la hora de trabajar en mis bandas; y creo que ese secreto se llama "sinceridad”, pues eso es lo que transmiten las canciones que lo componen. Si eres sincero con tu música, tus fans se darán cuenta de ello, de eso no me queda la menor duda. Y si ANATHEMA siempre lo habían sido, en esta ocasión lo fueron más que nunca elevándolo a otro nivel. Causa de todo eso vino tras la muerte de la madre de los hermanos Cavangh en plena composición, donde sacaron toda la tristeza y melancolía que llevaban dentro, plasmandola en esta obra de arte. ‘One Last Goodbye’ es prueba palpable de ello. Sin duda, si me hicieran elegir solo un álbum en la carrera de ANATHEMA, seria ‘Judgement’.

Tema destacado: ‘One Last Goodbye’

SHAMRAIN – Empty world excursion / THE FATALES – Great Surround / ALTERNATIVE 4 – The Brink

 

INCUBUS – Make Yourself, por Varo Andrés

Después de acompañar a LIMP BIZKIT, KORN y otros grupos como sustitutos de ICE CUBE en algunas fechas del Family Values del año anterior y hacer lo propio en el multitudinario Ozzfest, era el momento de que INCUBUS dieran continuación al prometedor ‘S.C.I.E.N.C.E’. Quizá por el aire más funk y metálico de aquel, sorprendió de primeras su aire más sobrio, echándose en falta la chispa de composiciones al estilo ‘New Skin’, ‘Redefine’ o ‘A certain Shade of Green’. También ayudaba la producción más limpia y nítida, pero el principal cambios eran las canciones en sí. ‘Privilege’ era solo un espejismo puesto como apertura, ya que temas como ‘The Warmth’ o la propia ‘Make Yourself’ (puede que uno de sus mayores temazos olvidados) marcaban claro ese cambio. Pero como tantas y tantas veces en el pasado, la emisión constante de dos de sus vídeos fueron el detonante que puso a la banda en una división superior a la que venían jugando hasta ese momento. ‘Pardon Me’ fue el primero, ya en pleno año 2000. Seguía conservando algunos guitarrazos y los scratches que habían sido una de sus señas de identidad, pero de una manera distinta y más madura. Un himno inesperado, pero no el único. ‘Drive’ se puso meses después a su altura de nuevo gracias al gancho que fue su videoclip; un medio tiempo semiacústico y que se volvía a apoyar (como el caso anterior) en la imagen de Brandon Boyd. Salto a la fama del grupo y del vocalista como sex-symbol para muchas seguidoras; la misma historia de grupos que se apoyan en exceso en la imagen de uno de sus componentes se repetía. Parecía que se alejaban de los grupos de su generación y que pasarían a llenar estadios de ahí a no mucho. Un par de años después, ‘Morning View’ aún guardaba semejanzas con sus trabajos del pasado, pero el grupo se fue alejando poco a poco de ellos para adentrarse en sonidos más accesibles y alternativos; una progresión y evolución alabada por parte de algunos de sus seguidores, criticada por otros tantos. En su país seguirían cosechando grandes ventas a cada álbum, pero siempre ha dado la sensación de quedarse como una eterna promesa que no llegó a explotar por completo. Ya se sabe, la famosa división de opiniones.

Tema destacado: ‘Pardon Me

Discos relacionados: DEFTONES – White Pony / SNOT – Strait Up / INCUBUS – Morning View

 

SONATA ARCTICA –  Ecliptica, por Fito Martínez de ANKOR (Web / Facebook)

Me alegro mucho de participar en este reportaje sobre las grandes bandas que dieron los años 90, porque gracias a esto he tenido una perfecta excusa para sentarme a escuchar de nuevo este grandísimo disco. Sin exagerar, hará cinco o seis años que no lo escuchaba de arriba abajo, es una lástima pero también quiere decir que han ido saliendo más discazos y más grupazos desde entonces.

Empieza a sonar el disco y ya empiezo a recordar porque me gustaba tantísimo, ¡’Blank File’! Una entrada con un break de batería potente, sin duda es una de las entradas más directas que se pueden escuchar en un disco, sin intro ni historias, a los tres segundos de canción ya entra la inigualable voz de Tony Kakko. A medida que van pasando los temas no puedo evitar el recordar mi infancia-adolescencia, cuando nos juntábamos todos los colegas para ponernos este disco entre otros, en un radiocasete a pilas tirados en una cabaña en el bosque… (risas) ¡qué tiempos! Recuerdo que este era un disco que caló muy hondo en mi amigo Rubio (teclista de ANKOR) a la hora de hacer sus solos de teclado, al principio de todo cuando se empezó a formar el grupo. También recuerdo a David Romeu (guitarrista), tarareando estas melodías de voz, fijándose bien en ellas para componer las que serían nuestras primeras letras.

Para mi este grupo con este disco en concreto fue una completa revelación. Fue mi primer contacto con el Power Metal, una relación que seria muy intensa y duraría hasta la actualidad. Hasta encontrarme con ‘Eclíptica’, mis únicas influencias internacionales habían sido de grupos de Heavy Metal como IRON MAIDEN y METALLICA, pero con este nuevo estilo, puedo confesar que me enamoré. Fue Rubio quién se encargó de enseñármelo y introducirme a este nuevo mundo para mí, junto con STRATOVARIUS, EDGUY, SYMPHONY X, HELLOWEEN… mientras comíamos pizzas y nos viciábamos a la consola, debo añadir, parte muy importante, (risas). Este CD marcó un antes y un después en mi vida.

Es de los pocos discos que conozco en los que creo que no sobra ninguna canción, y es que todas y cada una de ellas tienen ese algo que te hace poner los pelos de punta, ese algo que hace que se te meta la canción en la cabeza y que de repente un día estés por ahí y cuando te das cuenta alguien te dice: “Eh tío, eso que estas tarareando es Sonata, ¡como mola!” y tu te quedas pensando: “Coño… ¿cuándo he comenzado a cantarla?” Será la época de mi vida a la que me recuerda, pero de eso se trata la música al fin y al cabo. Por si esto fuera poco, admiro algo en especial de este álbum, y es que tiene el merito de ser el primer disco que grabó la banda y siendo todos ellos jovencísimos: Tommy Portimo (batería) apenas tenia dieciocho años y Jani Liimatainen (guitarrista) grabó los espectaculares solos de guitarra de este disco solo con diecinueve! Digo espectaculares y no me refiero solo a técnica, rapidez y limpieza (‘Kingdom for a Heart’ es un claro ejemplo de estas), me refiero también a las preciosas melodías que el colega sabía hacer cuando se trataba de un tema lento (‘Letter to Danna’). Si es que solo tienes que escuchar el principio de ‘Picturing the Past’ y pensar que el guitarrista era solo un chavalín para llegar a la conclusión de que esta banda iba a llegar a lo más alto. Creo que este disco no solo marcó un antes y un después en mi propia vida, sino también en el mundo del metal, ya que ha sido influencia de muchísimos músicos. Significó un nuevo aire dentro del estilo, una nueva ola dentro del power metal; me parece una OBRA MAESTRA.

Si tengo que destacar algo, me quedo con ‘Full Moon’: perfecto ejemplo de todo lo que he comentado sobre el disco. Además, este tema tiene a mi parecer una de las mejores letras que he escuchado nunca, en la que compara la transformación de un hombre en un hombre lobo con un maltratador, utilizando esto como metáfora durante todo el tema.

Tema destacado: ‘Full Moon’

STRATOVARIUS – Visions / ANGRA – Temple of Shadows / EDGUY – Hellfire club

 

IN FLAMES – Colony, por Hugo de RISE RO FALL (Facebook)

‘Colony’ fue el segundo disco que escuché de IN FLAMES, después de escuchar el ‘Clayman’ y flipar en colores. Empecé a adentrarme en el mundo del death melódico, y además fui para atrás, así que el álbum del que me toca hablar fue uno de mis discos favoritos durante mucho mucho tiempo. El disco tiene una producción sublime, de la mano de Fredrik Nordström, y es el trabajo que, en mi opinión, comenzó la evolución de IN FLAMES.

Como curiosidad, este disco es el primero en el que Bjorn Gelotte pasaba de tocar la batería a la guitarra, y hacía su dúo perfecto con Jesper (que hoy en día ya no está en la banda). También entraron Daniel y Peter como nuevos miembros, cerrando la formación más exitosa del grupo. El disco comienza con uno de mis temas preferidos de IN FLAMES, ‘Embody the Invisible’, y es una fiel muestra de lo que te espera con este discazo: death metal con guitarras rapidas, melodias que se te quedan en la cabeza y no puedes sacar ni con martillazos. Comenzaron a jugar con los teclados y sintetizadores de una manera mas marcada (que a partir de este disco tienen cada vez mas presencia), los gritos de Anders suenan brutales… para mí en este disco es en el que mejor grita. Todavía recuerdo estar jugando al puto Tony Hawks underground poner siempre la pista de Embody the invisible en bucle!

Un disco con todo temazos, se ve que no es un disco con canciones que están metidas con calzador, con una producción sublime y un In Flames muy inspirados, empezando con su evolución (criticada por algunos y querida por otros). El tema que da nombre al disco comienza con esos teclados tan reconocibles, y luego entra con un riff 100% In Flames, aquí se ve la evolución de el grupo a la perfeccion, utilizando teclados, voces susurrantes, incluso un poco de melodía… aquí comenzó la evolución de estos cracks.

Personalmente me influyo a la hora de tocar y componer, ya que son unos maestros creando melodías sin dejar atrás los riff made in Goteborg. Para mi uno de los discos imprescindibles de In Flames y temazos como 'Embody the invisible', 'Ordinary Story', 'Scorn', 'Colony'… joder, ¡es que son todo temazos!

Tema destacado: ‘Embody the Invisible’

Discos relacionados: SOILWORK – The Chainheart Machine / DARK TRANQUILLITY – The Gallery / DISARMONIA MUNDI – Fragments of D’generation

 

SYSTEM OF A DOWM – System of a Down, por Álvaro Longarela de SOMA’S CURE (Web / Facebook)

A mis veintitrés años de vida, hablar de los 90’ es como regresar al punto de partida, a los momentos de mi historia que determinarían en gran parte lo que soy, y por que lucharía y lucho por llegar a ser. Antes de nada, me gustaría sincerarme y decir que mis primeras bandas-bandera forman parte de la rama del Nu Metal, una etiqueta nunca bien definida que en mi opinión ha tenido siempre más detractores de los que merecía, basándome en el amplio repertorio de grupos que alberga y la incontestable calidad que albergan sus composiciones a lo largo de más de una década. Y qué mejor ejemplo de esta mierda de la que os hablo que el primer LP de SYSTEM OF A DOWN; no puedes decirme que el Nu Metal es una patraña constituida por raperos y guitarreos baratos pasándote por la piedra esta pedazo de máster pieza. En cuanto a SOAD, a veces me da por creer que toda persona, si no es ya fan, es un fan en potencia: metal de alta cocina, y para toda la familia, la prodigiosa voz de Serj Tankian sumado a la genialidad de Malakian, Odadjian y Dolmayan a los aparatos han dado como resultado una de las mejores bandas de metal de la historia y una herencia de temas, que para los fans como yo, serán siempre cantados como himnos.  Cumplía doce años cuando mi tío me regaló éste disco por mi cumpleaños, titulado bajo el mismo nombre de la banda, ‘System Of A Down’, y ‘Spiders’, entre otras, fue de los primeros temas que toqué con la guitarra. Además, fue también el primer disco del cual me aprendí todas las letras de las canciones. Me fascinó completamente, aún recuerdo la primera vez que lo puse en el reproductor y sonó ‘Suite-pee’; si algo tuve claro en ese momento es que yo también quería hacer esos armónicos con la guitarra. Discos como éste serían un serio aviso de lo que se nos avecinaba en los primeros años de la posterior década, pero como dice mi querido Varo Andrés, eso ya es otro cantar. En esos agonizantes noventa, con el miedo al euro y al efecto 2000, y por fin terminado Médico de familia, mi adolescencia florecía a poco a poco, prácticamente me había convertido en un verdadero flipado de este asunto y todas esas teorías de que el Nu Metal moriría pronto, aunque a posteriori ciertas, me daban asco. Si mi vecina quemaba el replay a través de la ventana con Jennifer Lopez, yo lo quemaba con ‘Sugar’, ‘Suggestions’, ‘Know’ o ‘War?’, entre muchísimas otras. Sólo lamentaba que no viniesen ningún año a tocar a España, porque tuve que esperar hasta aquel fatídico Festimad del 2005, en el que verles salir al escenario sobre las tres de la mañana fue el premio por sobrevivir al tremendo caos y descontrol. Si por algo es precioso el estar vivo es por poder sentir, y es precioso sentir como una canción puede invadir tus sentidos hasta colmarte, fundirte con la armonía y verte flotando entre los ritmos y melodías que lo componen, dejar que sea parte de ti y tú parte de ella. Sentir que te has alejado de tus problemas y quebraderos por ese instante, pero que al regresar, volverás cargado de toda tu fuerza y energía. Y si algo podía insuflarme el pecho de esa manera por aquel entonces, era escuchando temas DE KORN, DEFTONES, LIMP BIZKIT, RAGE AGAINST THE MACHINE, TOOL, SNOT… o viendo a Goku combatiendo en Bola de Dragón. Una vez oí a alguien decir que ponerse una sudadera de SLIPKNOT le daba las fuerzas necesarias para ir al instituto y encararse con sus acosadores de turno, y no se me olvidará nunca porque todos los que formamos esta gran familia somos en el fondo ese chaval. Y, por otro lado, la profunda admiración a esos artistas por conseguir despertar ese sentimiento y esa fuerza en la gente, como músico es lo más gratificante que puedes conseguir, parafraseando a Aitor Velázquez, vocalista de HORA ZULU :”Hacer que brillen los ojos de esa gente allá en las calles”. Lo más gratificante, desde luego, sin contar la mansión en Beverly Hills, el jet y el batmovil. Larga vida a los noventa, cabrones.

Tema destacado: ‘Sugar’

Discos relacionados: DEFTONES – Around the Fur / LIMP BIZKIT – Three Dollar Bill Yall / STRAPPING YOUNG LAD – City